El presupuesto para 2020 tendrá un enfoque de género

S.L.H
-

El consejero de Hacienda asegura que el techo de gasto, el paso previo antes de aprobar los presupuestos, entrará en las Cortes a principios de septiembre.

Sede de la Consejería de Hacienda del Gobierno de Castilla-La Mancha. - Foto: David Pérez

Cuatro días después de tomar posesión los miembros del Consejo de Gobierno, el consejero de Hacienda, Juan Alfonso Ruiz Molina, está manos a la obra en la elaboración de las cuentas para 2020. Las de 2019 ya pasan definitivamente a la historia, tras la publicación de una Orden de Hacienda sobre las normas de elaboración de los Presupuestos Generales de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha para 2020.
Unos presupuestos, recoge la citada Orden, que tienen como principales objetivos impulsar la actividad económica y el empleo, y prestar unos servicios públicos de calidad. Pero todo con un enfoque de género para la promoción de la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres y con la premisa de utilizar un lenguaje inclusivo en todas sus páginas, de conformidad con los dispuesto en la Ley de Igualdad entre Mujeres y Hombres de Castilla-La Mancha.
Ruiz Molina destacó, antes de presidir el acto de clausura de los cursos selectivos de formación inicial para Policías Locales de Castilla-La Mancha, que esta segunda legislatura del Gobierno de Emiliano García-Page echa a andar con el inicio de un nuevo ciclo presupuestario, el correspondiente al ejercicio 2020, que tendrá como objetivos «el impulso de la actividad económica y del empleo y la priorización de las políticas de gasto dirigidas a recuperar, mantener y potenciar unos servicios y prestaciones públicas de calidad, que sean próximas a los ciudadanos y que ofrezcan protección a los más vulnerables como principios básicos».
Asimismo, recordó que, en cumplimiento de la normativa vigente, la elaboración de los Presupuestos Generales de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha para 2020 deberá integrarse en el marco presupuestario 2020-2022 y respetar el límite de gasto no financiero que se fije para ese ejercicio.
El techo de gasto estará en septiembre. A preguntas de la prensa sobre cuándo estará listo el techo de gasto, primer obstáculo que debe solventar un presupuesto antes de ser aprobado definitivamente, Ruiz Molina avanzó que con total seguridad estará listo para llegar a las Cortes regionales «a primeros del mes de septiembre», confiando así que, a partir de ahora, las cuentas regionales entren por la puerta del Parlamento autonómico para su debate antes del 1 de octubre como fija la norma. Este hecho favorecerá, continuó el responsable de Hacienda, que los gestores de la Administración tengan sobre sus meses todos los números del presupuestos el 1 de enero de cada ejercicio, una situación que en la pasada legislatura solo ocurrió con las cuentas regionales de 2018. 
Respecto a las dificultades para redactar un presupuesto sin disponer de los ingresos fijados por el Estado, Ruiz Molina dejó claro que trabajarán «con la máxima prudencia» porque «no se trata solo de conseguir los objetivos marcados para la legislatura, sino que también hay que hacerlo cumpliendo con el objetivo de déficit y la deuda», explicó. Por ello, la Consejería ha dado instrucciones a los técnicos para elaborar unas cuentas «prudentes» que «nos permita modificarlas a lo largo del año», porque «no podemos estar al albur de lo que suceda a nivel nacional, ya que tenemos compromisos adquiridos con los ciudadanos», dijo