25 millones para el empleo fuera de la campaña agrícola

Manuela Lillo
-

Esta herramienta permite la realización de 6.244 contrataciones temporales y permiten desarrollar 772 obras en casi la totalidad de los municipios de la provincia

25 millones para el empleo fuera de la campaña agrícola - Foto: Rueda Villaverde

El Programa de Fomento del Empleo Agrario ha permitido inyectar 25,7 millones de euros a la provincia desde el año 2012 y ha dado lugar a la realización de hasta 6.244 contrataciones en un programa que se extiende a la gran mayoría de la provincia. Asimismo, durante este tiempo ha permitido la realización de 772 obras en los ayuntamientos que se han beneficiado de este programa que nació en sus orígenes para ofrecer una alternativa laboral, aunque temporal, para los trabajadores del sector agrario en el periodo en el que no desarrollan tareas agrícolas. 
De este modo, se impulsó este llamado Programa de Fomento del Empleo Agrario. Subvenciones SEPE-Corporaciones locales. Andalucía, Extremadura y zonas rurales deprimidas, una consideración en la que se incluye la provincia de Ciudad Real. 
La cuantía económica que se ha aprobado año tras año para la provincia ha ido variando mínimamente y ha oscilado entre los 3,6 y los 3,8 millones de euros, si bien el número de contrataciones que permiten estos fondos han seguido una evolución muy dispar. En el año 2012, cuando estos fondos se cifraron en 3.626.444 euros, se llevaron a cabo 1.169 contratos, mientras que el año con menor número de contratos fue 2015 que, con un presupuesto aprobado de 3.632.732 euros llevaron a cabo 445 contratos. Por lo que respecta a 2018, el último ejercicio cerrado, estos fondos implicaron una inversión de 3.845.770 euros, la cifra más alta de los últimos años, y permitió la realización de 659 contratos. 
De los 102 municipios con los que cuenta la provincia, entre 94 y 96 se han venido beneficiando de este programa que permite ejecutar proyectos de las corporaciones locales y también propiciar otros nuevos que favorezcan la inserción laboral de las personas desempleadas. 

Asaja pide que no coincidan con la campaña

La Asociación Agraria Jóvenes Agricultores (Asaja) de Ciudad Real reclama que las contrataciones que se realicen a través del Programa de Fomento del Empleo Agrario «no coincidan con las campañas agrícolas», un requisito que se encuentra en las bases de estos fondos del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) y que no siempre se cumple. 
En este sentido se pronunció a este diario el gerente de Asaja Ciudad Real, Agustín Miranda, quien comentó que en algunos casos «resulta paradójico» que se denomine ‘Fomento del empleo agrario’ cuando estas contrataciones de los ayuntamientos en ocasiones suponen «una competencia» para la contratación y la necesidad de que el sector agrario tenga que buscar mano de obra de fuera. 
En este sentido, Miranda explicó que este programa nació para tratar de servir de complemento para los trabajadores del sector agrícola que se quedaban en el paro cuando no se desarrollaban campañas en el campo, de manera que con esta renta trataban de complementar sus ingresos. De este modo, las contrataciones oscilan entre los tres y los seis meses y permiten ejecutar tareas que nada tienen que ver con el campo, sino que están más enfocados a obras u otros proyectos de los ayuntamientos. 
Miranda señaló que en algunos casos estas contrataciones coinciden con las campañas agrícolas porque los trabajos en el campo también se han ampliado, de manera que si anteriormente se desarrollaban en «90 o 100 días» a lo largo de todo el año, actualmente se pueden extender a «más de 250 días de trabajo» y de ahí que pida que no coincidan con estos trabajos. 
Esta ampliación de las tareas en el campo se debe a dos razones principalmente -detalló el representante de Asaja en referencia a la diversificación de cultivos, que tienen distintos ciclos de tiempo y al cambio de los sistemas productivos, que cada vez están más profesionalizados y «requieren de más tecnificación».