Familias numerosas lamentan el retraso en regular las ayudas

Ana Pobes
-

El presidente de la asociación provincial recuerda que el decreto se aprobó en 2010 en las Cortes «por unanimidad y ningún Gobierno ha tenido valor de sacarla adelante».

Fotografía de archivo de una familia numerosa. - Foto: Tomás Fernández de Moya

La Asociación Provincial de Familias Numerosas, con sede en Tomelloso, vio la luz en el año 2002 y a día de hoy aglutina en torno a una treintena de municipios con más de 300 familias. Su presidente, Cristino Rebato, lamenta que las familias numerosas esperan aún, después de nueve años, que el actual Gobierno regional, presidido por Emiliano García-Page, apruebe la nueva normativa autonómica que regule las ayudas a familias numerosas y cuyo decreto se aprobó en 2010 «por unanimidad en las Cortes». Desde entonces, lamenta Rebato, «ninguno de los gobiernos regionales ha tenido suficiente valor para sacar el reglamento, y creo que va siendo hora. Se merecen un fuerte tirón de orejas».
La nueva  normativa modifica la anterior, en vigor desde el año 1971, con el objeto de mejorar la gestión de la ayuda económica a las familias, así como facilitar los trámites a los ciudadanos, pero por diferentes razones, «principalmente por cuestiones de presupuesto» como así lo se lo han traslado responsables del Gobierno regional a la asociación, no termina de ver la luz. «Sería muy importante para las familias numerosas de Castilla-La Mancha que saliera adelante el nuevo reglamento y esta ley cogiera el vigor que realmente debe tener. Es cuestión de voluntad». Una nueva normativa, argumenta, que avanza un poco más sobre la ley nacional, que es por la que actualmente nos regimos, y ofrece algunas mejoras».  En ella, se introducen las modificaciones necesarias tanto en la petición de la ayuda como en la justificación a aportar de los requisitos que han de cumplirse para poder acceder a dicha ayuda.    
Su puesta en marcha, señala, supondría además poder aplicar en la comunidad autónoma descuentos en ámbitos como el transporte a nivel local y provincial, y también en el mundo de la cultura. «Durante los gobiernos socialistas presididos por José Bono y José María Barreda tuvimos un presupuesto para poder funcionar a nivel autonómico, pero con la llegada del Gobierno de Cospedal desapareció y García-Page tampoco lo ha retomado, por lo que estamos a salto de mata con subvenciones locales y provinciales. La región no nos apoya», por lo que confiamos en que «alguna vez nuestros políticos se acuerden de lo que tienen pendiente. Es lamentable que algo que se aprobó por unanimidad se quede olvidado en un cajón».
En declaraciones a La Tribuna, Rebato considera también lesivo las prestaciones recibidas por desempleo. «Dan una bonificación por los dos primeros hijos y las familias numerosas nos quedamos totalmente aisladas, pues qué ocurre a partir del segundo». «Queremos que se nos reconozca lo que aportamos a la sociedad, que son futuros cotizantes para mantener el estado de bienestar. Al ser más tenemos el condicionante económico, y que hace, por ejemplo, que la vuelta al cole sea realmente un problema para muchas familias, donde el transporte escolar puede llegar a los cien euros por hijo, y las becas llevan sin actualizarse desde hace bastante tiempo», señala el presidente.  
Pero no todo es negativo. Fiel reflejo de ello es que la Asociación Provincial de Familias Numerosas cuenta, entre otras muchas ventajas, con la bonificación de algunos impuestos municipales como es el caso del IBI, donde en  Tomelloso «se abona el 90 por ciento en régimen especial y el 70 del régimen general y sin límite de renta». Es uno de los más altos, puntualiza. Junto a ello se suma otras iniciativas que favorecen a las familias numerosas como es el Plan+Familia, un proyecto social que nace con el objeto de mejorar la calidad de vida de las familias numerosas mediante ventajas económicas (descuentos) y ventajas sociales (becas de formación y empleo). Sin olvidar tampoco la prestación negativa en la declaración de la Renta como otro de los logros conseguidos.