"Mi pregón tendrá un poco de Miki y un poco de Maka"

Ana Pobes
-

Natural de Puertollano, Miguel Piedrafita (Miki Maka) será este año el pregonero del Carnaval de su ciudad, nombramiento que recibe con ilusión pero también «con mucha responsabilidad»

"Mi pregón tendrá un poco de Miki y un poco de Maka"

¿Quién es Miki Maka?
Uff (se ríe), difícil pregunta. Un chico de Puertollano que tenía que elegir un nombre artístico y optó por el peor nombre, el de Miki Maka.

 

¿Y de dónde viene ese nombre?
Mi nombre real es Miguel Piedrafita pero existe un cómico, muy conocido a nivel nacional y que admiro enormemente, que es Luis Piedrahita, por lo que me sentía un poco el cómico de la marca blanca utilizando mi nombre y había que buscar alternativas. En casa siempre me han llamado Miki y mi hermano Enrique siempre se refería a mi como Maka, de macarra. Mis espectáculos son un muy Maka, aunque siempre intento buscar algo de Miki para ofrecer una parte más sentimental. El nombre viene de ahí, del equilibrio entre la persona y el personaje.


Natural de Puertollano. ¿Qué supone dar el pregón del Carnaval en su ciudad natal?
Un honor muy grande que no sé si merezco. Muchísima ilusión pero también mucha responsabilidad.


Vinculado al mundo de la comedia desde hace muchos años. ¿Esta es una faceta nueva?
La verdad es que sí, es una faceta totalmente nueva. Es el primer pregón, y encima en casa, por lo que imagínese la responsabilidad que ello conlleva.

 

Algunas pinceladas de ese pregón... o Miki Maka es de los que improvisa cuando se sube al escenario.
Habrá un poco de todo. Habrá un poco de improvisación pero quiero que también haya un poco de Miki, un poco de Maka y un poco de poesía. No quiero que solo sea comedia o monólogo, pues la gente que me conoce ya ha visto mis monólogos. Quiero que sea algo diferente.
 

Aún faltan varias semanas, pero ¿los nervios están ya a flor de piel?
Desde luego. Es una responsabilidad muy grande y me apetece que quede algo bonito. Cuando te dedicas al entretenimiento siempre tienes la responsabilidad de que cuando te subes al escenario tienes que hacer algo para que la gente se divierta. Hay que hacer algo divertido pero también me apetece que sea algo más, por lo que estoy buscando la manera de darle forma.

 

Dice que habrá algo de poesía. ¿Hacer reír con poemas es difícil?
La poesía es el cortafrío para decir que todo no es tan bestia, tan Maka. En todos los espectáculos intento meter una o dos poesías dependiendo del lugar y la ocasión. Los poemas los suelo introducir al final y con el objetivo de desnudar un poco al personaje con el fin de que la gente se dé cuenta de que encima de un escenario el micrófono te da el poder para ser salvaje, irónico, crítico,... Es la forma de desnudarte ante la gente y decirles: Soy persona, realmente lo que habéis visto es la exageración de tus pensamientos para hacer reír. Buscar hacer gracia llevando al extremo tu vida, tu pensamiento, tu todo.

¿Cómo vive el Carnaval?
Últimamente, por desgracia, desde la distancia. Llevo varios años con muchas actuaciones, proyectos, cortometrajes y radio, y todo ello me ha impedido acercarme al Carnaval. De pequeño sí lo vivía mucho y me encantaba, pero ahora lo sigo desde la distancia.

 

En 2014 estrenó su primer monólogo televisivo. ¿A qué se ha dedicado Miki Maka en estos años?
He grabado monólogos en televisión, aunque la verdad es que en televisión me he prodigado poco. He hecho mucha comedia, muchos monólogos en directo, y mucho teatro y radio con Radio Marca, Radio Intereconomía y ahora estoy con José Antonio Abellán en La Jungla. También escribo monólogos a diario, en octubre se estrenó el último cortometraje y ya estoy pensando en el siguiente, y tengo un canal de cocina en youtube. Tengo poco tiempo y hago muchas cosas. Me he tomado tres meses de vacaciones en lo creativo, pero ni mucho menos es una retirada.


¿Y la cocina tiene algo que ver con el humor?
El canal Que cocine rita es para gente vaga que no le gusta la cocina y se ofrecen recetas que se tardan en hacer menos de cinco minutos. Está hecho desde el humor y desde el lado divertido. Esto empezó como una sección de La Jungla y está teniendo éxito, pues en menos de dos meses tenemos más de 2.000 seguidores en Facebook y 2.000 reproducciones diarias en Youtube.

 

Entre la cocina y la comedia, ¿Con qué se queda?
Todo está relacionado. Cuando me dicen que soy cómico digo que soy un cuenta historias. La cocina está muy de moda, y siempre me ha gustado mucho, de hecho antes de dedicarme a la comedia trabajé en la hostelería y en la restauración, por lo que busqué el hacerlo divertido y diferente. Creo que no hay que quedarse con nada, pues cada cosa tiene su momento y su diversión.