La compraventa de viviendas, en su nivel más alto en 5 años

I. Ballestero
-
La compraventa de viviendas, en su nivel más alto en 5 años - Foto: TOMÁ?S FERNÁ?NDEZ DE MOYA

La provincia supera las 7.000 operaciones por primera vez desde el año 2013 y suma tres ejercicios consecutivos al alza, aunque se mantiene lejos de las cifras anteriores a la recesión

El mercado inmobiliario en la provincia de Ciudad Real continúa dando síntomas de recuperación, aunque sus constantes están muy alejadas de lo que fueron antes de que la crisis económica hiciera temblar los cimientos del sector. Las últimas cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística elevan el número de operaciones en la provincia en 2018 al nivel más alto en cinco años, después de superar las 7.000 operaciones por primera vez desde el año 2013, pero en una corriente de crecimiento de dos dígitos en el conjunto del país la compraventa de viviendas retrocedió en diciembre en términos interanuales, por lo que la recuperación, aún tibia, está por consolidar.
La construcción y el mercado inmobiliario fueron dos de los grandes damnificados de una recesión que no dejó sin efecto a ninguna actividad económica en la provincia. Antes de que la ‘burbuja’ estallase, Ciudad Real sumaba casi 12.000 operaciones de compraventa de vivienda al año dentro del marco generalizado de alegría en la transmisión de derechos de la propiedad. La llegada de la recesión redujo prácticamente a la mitad las operaciones, que tocaron fondo en el año 2015, cuando se situaron por debajo de las 6.000 (5.963). Ese ejercicio marcó la recuperación para muchos sectores económicos pero no para la vivienda en la provincia, que soportó un año más de recesión y logró salir de la tendencia a la baja hasta el año 2016, cuando recuperó la cota de las 6.000 operaciones (6.006). Desde entonces se mueve en tendencia positiva, y después de encadenar tres ejercicios subidos al alza, aunque lejos de las cotas que transitaba allá por 2007, las 7.103 operaciones suponen la cifra más alta en los últimos cinco años, desde el ejercicio 2013.
El mercado ha mantenido una tendencia al alza pese al frenazo experimentado en el mes de diciembre, cuando las operaciones registradas por el Instituto Nacional de Estadística cayeron casi un 40 por ciento con respecto al mes anterior, con 433 operaciones de compraventa por las 716 contabilizadas en el mes de noviembre. El cierre del año fue, además, peor que el del ejercicio anterior, con un 12,5 por ciento menos de operaciones, y supuso el registro más bajo para un año que, excepción hecha del mes de marzo, había mejorado siempre los registros del ejercicio anterior.
Pese a esa caída, el mercado muestra síntomas de recuperación. Las constantes son todavía débiles y queda mucho por recorrer, pero incluso con un mes de diciembre a la baja superar las 7.000 operaciones en el conjunto del año supone una buena noticia para el sector de la vivienda. En el conjunto del país, la compraventa de viviendas subió un 10,1% en 2018 con respecto al año anterior, hasta un total de 515.051 operaciones, su mayor cifra desde el ejercicio 2008. Tanto el mercado de segunda mano como el de vivienda nueva fueron los impulsores del crecimiento anual durante el pasado ejercicio.