El Consistorio destina el superávit de 2018 a inversiones

H. L. M.
-

El edil de Economía apunta que en el cierre de las cuentas de 2017, debido a las bajas de las obras, permite dedicar otros 639.889.16 euros al pago de la deuda que se sitúa en 5,8 millones

El Consistorio destina el superávit de 2018 a inversiones - Foto: Pablo Lorente

El Ayuntamiento de Ciudad Real ha hecho los deberes por segundo año y toda la inversión prevista procedente del superávit, del año 2018 en este caso, podrá destinarse a los proyectos de obras aprobados por el Pleno municipal y por las respectivas juntas de Gobierno local. Esta situación implica que el Consistorio ha logrado aprobar 43 proyectos de obras por valor de 7.948.122,81 euros y llevarlos al menos hasta el proceso de licitación antes del 31 de diciembre. Esto es clave porque aquella obra prevista que no estuviera en trámite de adjudicarse no contaría con financiación y el dinero acordado debería dedicarse al pago de la deuda municipal. Así ocurrió, por ejemplo, con el superávit en 2016 y 2017.
Hay que recordar que estas inversiones del superávit se han convertido en una de las claves de las obras municipales, ya que las partidas no influyen en aspectos de control del Estado como la regla de gasto. Por este motivo, la próxima semana, junto a los presupuestos 2020, en los que apenas hay inversiones, se aprobará un plan de obras, al que los grupos han podido plantear enmiendas, con la intención de priorizar actuaciones que se incluyan dentro del que seguramente también será un millonario superávit de 2019 con sus obras a aprobar a lo largo del presente año.
«El inicio de todos los expedientes han sido aprobados en Junta de Gobierno local y, por lo tanto, la amortización de préstamos ha sido la inicialmente prevista, 115.005,86 € euros», expuso el concejal de Hacienda, Nicolás Clavero. Se trata de una amortización inicial ya que, al tratarse de licitaciones de obras, las empresas pueden optar por realizarlas a la baja, lo que implica que el pago de duda pueda ser mayor. En concreto, con las cuentas del superávit 2017 ya cerradas, todas las obras previstas se han realizado, se ha podido aumentar el pago. «Como el importe de las adjudicaciones efectuadas financiadas fue significativamente inferior a los importes de las respectivas licitaciones, se ha procedido a la amortización de deuda por esta diferencia», es decir por 639.889,16 euros. Esto hace que la deuda municipal en capital del Ayuntamiento se encuentre en los 5.787.579,13 euros con fecha 1 de enero, indicó el edil.
El desglose de los 9.451.052,42 euros correspondientes al superávit 2018 es de 1.397.205,56 destinado al pago de la cuenta 413, la correspondiente a las facturas pendientes de contabilizar, debido, por ejemplo, a la inexistencia de crédito en algunas partidas; y el resto se ha dedicado a inversiones, 7.938.841, y al pago de la deuda, 115.005,86 euros. El importe total de los proyectos de obras es mayor que esa cuantía, debido a que se tienen en cuenta las bajas que puedan realizar a los proyectos.
Hay que recordar que a lo largo del presente año se han aprobado cuatro tandas de proyectos en los plenos municipales que se deberán financiar con este superávit, la mayor de ellas fue la primera con 3,7 millones y a la que sigue la segunda relación con 2,5 millones; 1,2 en la tercera; y medio millón, en la cuarta. Entre estas iniciativas hay proyectos que ya se han realizado y finalizado, como la compra de terrenos de la Atalaya, y otros que ni siquiera se ha iniciado la licitación, como la adecuación de la calle Montesa, aunque se encuentra aprobada la necesidad.
Obras. Por importe, la obra más importante de todas es la peatonalización de las calles Calatrava, Toledo, Feria y Caballeros por valor de 1.035.659,41 euros, aunque solo recibe 574.270,41 euros de este superávit, y el resto llega a través de Diputación. Lo mismo ocurre con el pabellón de Las Casas, por importe de 836.339,20, 300.000 de Diputación; o la adquisición de autobuses, 943.800, 624.000 procedentes de Europa. Como obra íntegramente financiada con esta partida y que corresponde al dinero no empleado en los presupuestos del año 2018, la mayor partida es la adecuación del entorno del arco del Torreón, 811.006 euros, seguida de la adquisición del parque forestal, 800.000 euros.