Piden la liberación de una partida de los PGE para la presa

Ana Pobes
-
Piden la liberación de una partida de los PGE para la presa - Foto: Fotos Rueda Villaverde

Asaja confía en que no se ralentice el proyecto de la presa del Castillo de Montizón, que cuenta con el pliego técnico y para el que «no existe una cuantía concreta» en los Presupuestos Generales del Estado

Asaja sigue apostando para que el proyecto de construcción de la presa del Castillo de Montizón, ubicado en la localidad de Villamanrique, en la comarca del Campo de Montiel, vea la luz tras varios años luchando por ello. La nueva presa resolvería las deficiencias del abastecimiento y los regadíos en los municipios del Campo de Montiel, por lo que la Organización Agraria de Jóvenes Agricultores confía en que el Gobierno de Pedro Sánchez no dé la espalda a esta infraestructura hidráulica que, poco a poco, va avanzando hacia el camino de la realidad.
El proyecto, que tendría un uso mixto, es decir, se utilizará para regadío y para el abastecimiento de las localidades que conforman la comarca del Campo de Montiel, «nunca antes ha estado tan avanzado» tras la realización del pliego de condiciones técnicas, ya aprobado. Así lo comenta el secretario general técnico de Asaja Castilla-La Mancha, Arturo Serrano, quien señala, en declaraciones a La Tribuna, que ahora queda por dar un paso más con la elaboración del pliego de condiciones económicas y que supone un coste de unos 800.000 euros. Y dinero es lo que hace falta para llevar a cabo esta presa, presupuestada en más de 50 millones de euros, por lo que tras la presentación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) la organización agraria pedirá al Gobierno nacional, y en concreto al Ministerio de Agricultura, que libere una partida de las cuentas generales de este año para, al menos, poder llevar a cabo este paso, también de vital importancia para poder avanzar en su futura construcción. De momento, explica Serrano, el Ejecutivo nacional ha dotado «de una importante cuantía» el apartado para infraestructuras hidráulicas agrarias de regadío, ya que «no hay una partida presupuestaria definitiva para este proyecto», por lo que «lucharemos para que las obras se inicien lo antes posible», subraya.
La presa del Castillo de Montizón está incluida en el plan de actuaciones prioritarias de la Confederación Hidrológica del Guadalquivir (CHG), pero ahora «se necesita un impulso importante tanto del Ministerio como de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha», pues «Asaja es la que está liderando el proyecto y tirando del carro junto con los agricultores y la oficina comarcal agraria de la zona». En este sentido, recuerda que la Organización Agraria se reunió la semana pasada con el presidente de la CHG, Joaquín Páez Landa. Un encuentro donde «la confederación mostró su apoyo» a esta iniciativa en el que esta parte de la provincia ha depositado sus esperanzas y que Asaja espera que «no se ralentice» y salga adelante con su redacción y posterior licitación. «Este año vamos a luchar para que comience su redacción. Sabemos que no es fácil, pero hay fondos disponibles», declara el secretario general técnico de Asaja Castilla-La Mancha, para a continuación señalar que con ese reto la organización se reunirá de nuevo a finales de febrero con el presidente de la CHG y el secretario de Estado de Medio Ambiente.
Serrano incidió en la importancia de esta inversión para el Campo de Montiel, donde la presa supondría «un importante empujón para todo el tejido socioeconómico» y sería una de las salvaciones de la comarca, que ha perdido un gran número de habitantes en los últimos 15 años, por lo que «contribuiría a fijar población, crear empleo y riqueza con la instalación de más empresas». La infraestructura afectará entre 9.000 y 10.000 hectáreas de olivar y a los términos de Villanueva de la Fuente, Albaladejo, Terrinches, Puebla del Príncipe, Torre de Juan Abad, Villamanrique, Cózar, Almedina y Montiel.