Los examinadores ven insuficiente la última propuesta de la DGT

I. Ballestero
-
Los examinadores han convocado una huelga de 24 horas para el próximo miércoles. - Foto: Tomás Fernández de Moya

El colectivo en la provincia cree que en la reunión de Tráfico con el Comité de Huelga «no expusieron compromisos concretos» y se sumarán a la huelga de 24 horas del miércoles

Más de un mes después del inicio de la huelga que lleva a cabo durante tres horas en cada jornada laboral el colectivo de examinadores de tráfico en todo el país, y que desde el primer día secunda al completo la plantilla fija de este cuerpo en la provincia de Ciudad Real, la postura entre estos trabajadores y la DGT continúa distante. El pasado jueves se produjo una reunión entre los servicios centrales de Tráfico y el Comité de Huelga para tratar de acercar posturas, y aunque el colectivo arañó de esa reunión «una puerta abierta a la negociación», según explicó el coordinador de los examinadores de Tráfico en la provincia, Abilio Víctor Gutiérrez, se mantiene la convocatoria diaria de huelga parcial y los examinadores ciudadrealeños se sumarán el miércoles al paro de 24 horas convocado para el conjunto del país.
«En realidad, en la última reunión no identificamos una propuesta firme de la DGT, porque todo lo que expusieron fueron vaguedades sin llegar a concretar nada», indicó el coordinador de los examinadores en la provincia, que aseguró que aun así «sí que es un avance que se hayan sentado a una mesa a negociar, porque antes se cerraban en banda a la negociación».
Eso sí, lo expuesto por la DGT en la reunión no supuso «nada serio como para replantearnos la medida de huelga», por lo que los paros parciales de tres horas cada día, que hasta ahora ha secundado en pleno el colectivo fijo de examinadores en la provincia de Ciudad Real, se mantiene. Es más, Abilio Gutiérrez mostró el «apoyo incondicional» de los profesionales ciudadrealeños al paro de 24 horas que tendrá lugar el próximo miércoles, una convocatoria de huelga que en un principio los sindicatos convocantes se plantearon extender durante más días, pero que finalmente ha quedado fijado para una jornada.
Sobre el contenido de la reunión, Gutiérrez resumió la cita como «falta de contenido». «Están de acuerdo con que no se den los resultados en el momento, pero la jefatura lo tiene que plantear a su manera, lo cual significa un 'sí pero no' a nuestra propuesta», indicó el coordinador de los examinadores de la provincia. «Sobre la reducción de la carga de trabajo estamos en el mismo punto, en que están dispuestos a estudiarla en algunas jefaturas pero no en todas, pero seguimos sin que nos muestren nada concreto por escrito y sin que nos den fechas para la reducción de esa carga de trabajo»; y en lo que se refiere al cobro del complemento específico «ahora han cambiado su versión, hace un mes y medio nos decían que tenían medios propios para regularlo y ahora dicen que todo depende de Hacienda».
Abilio Gutiérrez afirmó que la reunión «queda bien de cara a la opinión pública, porque parece que muestra su disposición a negociar, pero lo cierto es que tuvo muy poco contenido y no nos pusieron sobre la mesa ninguna propuesta firme».

mil afectados. Hasta que llegue el paro total de 24 horas de este miércoles, los examinadores volverán a parar hoy en las tres últimas horas de su jornada laboral, como vienen haciendo desde el pasado 14 de septiembre. Esta medida, el paro parcial, ha dejado ya en la provincia más de 1.000 pruebas suspendidas, según las estimaciones del sindicato CSI·F, y seguirá sumando exámenes prácticos que no se lleguen a realizar en los próximos días.
En la provincia, la DGT cuenta desde la pasada semana con un nuevo examinador correspondiente al personal itinerante que pidió la Jefatura antes del verano, para paliar la congestión que se produce siempre en época estival, y que permitirá incrementar el número de pruebas realizadas.