Núñez y Page llegan a acuerdos iniciales para la legislatura

J.A.J
-

Tras reunirse, el líder del PP y el presidente de la Junta acuerdan poner en marcha mesas de trabajo para una posición común regional sobre el agua y sobre financiación autonómica y despoblación. También habrá diálogo sobre la reforma del Estatuto.

Núñez y Page llegan a acuerdos iniciales para la legislatura

Tras pactar la restauración de los salarios a los diputados regionales y el fin de la limitación de mandatos para el presidente de la Junta, el Gobierno regional del PSOE y el Partido Popular, primera fuerza de la oposición en Castilla-La Mancha, han alcanzado principios de acuerdo en agua, financiación autonómica y despoblación, y una reforma del Estatuto de Autonomía que blinde servicios sociales y modifique la ley electoral. Este ha sido el resultado de la reunión que mantenían este miércoles el presidente de la Junta, Emiliano García-Page, y el del PP castellano-manchego, Francisco Nuñez.
En el encuentro, ambos interlocutores contaron con el apoyo de colaboradores de primer nivel. Núñez estuvo asistido por la secretaria regional de los ‘populares’, Carolina Agudo, y la vicepresidenta segunda de las Cortes, Ana Guarinos. Con García-Page estuvieron personas de su máxima confianza como el vicepresidente de la Junta,  José Luis Martínez Guijarro, y la portavoz del Ejecutivo autónomo, Blanca Fernández.
Los detalles de lo acordado tras esta reunión de los jefes del Gobierno y la oposición regional, celebrada en el toledano Palacio de Fuensalida, fueron presentados ante la prensa por el propio Núñez, por parte del PP, y el vicepresidente de la Junta, José Luis Martínez Guijarro, por parte del Ejecutivo socialista, en comparecencias efectuadas por separado.
Núñez reconoció que salía de su encuentro con Emiliano García-Page «relativamente satisfecho». Por su parte, el vicepresidente de la Junta puso en valor el «tono de absoluta cordialidad» con el que se celebró la reunión.
Habrá mesa del agua en 15 días, según Núñez.  Fue Núñez quien ofreció más detalles sobre los distintos «acuerdos de inicio» asumidos por Page. Sobre el agua, comentó que «casi con toda seguridad» para la próxima semana los grupos de PSOE y PP alcanzarán un acuerdo inicial de defensa de los intereses hídricos de la región, al que espera que Ciudadanos se sume. Este acuerdo incluirá la protección de los pueblos ribereños de los embalses de cabecera del Tajo.  Pero a esto sumó que «he pedido al presidente y arrancado el compromiso» de que se reúna la Mesa Regional del Agua que lleva reclamando el PP desde hace ocho meses. «El compromiso del Gobierno es que en 15 días se convoque esa mesa», precisó Núñez, quien señaló que a este órgano serán invitados  todos los agentes sociales con intereses en materia de agua, desde ayuntamientos a agricultores pasando por empresarios. En la mesa se «blindará» la posición común sobre el agua de Castilla-La Mancha para su posterior defensa en un hipotético pacto nacional del agua.
Por su lado, Guijarro coincidió en que la Mesa reunirá a los distintos colectivos de la región con intereses en la materia hídrica y en el deseo de que de ella salga «un posicionamiento común para trasladar al debate nacional de la planificación hidrológica». El vicepresidente enfatizó que «sería, si lo conseguimos, la primera vez que tenemos un posicionamiento común» sobre el agua en Castilla-La Mancha.
En cuanto a la Mesa Regional de Financiación Autonómica, Nuñez destacó que la iniciativa se vinculará a la lucha contra la despoblación, por la vía de defender que se prime la dispersión demográfica existente en la región en el reparto de fondos para las autonomías por parte del Estado. Esta mesa también tendrá en cuenta la ley contra la despoblación que preparan los ‘populares’, que consiguen así que se corrija el hecho de que el debate de su futura norma se haya vetado en la Comisión de Despoblación de las Cortes regionales.