Piden 10 años para el acusado de abusar de una niña

Pilar Muñoz
-

Los hechos ocurrieron en marzo de 2015, en Manzanares. La madre denunció tres meses después y desde entonces la menor está tutelada por la Junta de Comunidades

El juicio está previsto que se celebre el 2 y 3 de julio en la Audiencia Provincial de Ciudad Real - Foto: Pablo Lorente

Un hombre de 31 años puede pasar los próximos 10 encarcelado si  se acredita en la Audiencia Provincial que abusó sexualmente de una menor de 12 años, que pasó a estar tutelada por la Comisión Provincial de Tutela y Guarda de Menores desde que se acordó su situación de desamparo en 2015, año en el que ocurrieron los hechos denunciados. Según el relato de hechos de la Fiscalía basado en testimonios y pruebas, sobre las seis de la tarde del 3 de marzo de 2015 el acusado, de iniciales A. C. P., se encontró en Manzanares casualmente con dos hermanas de 12 y 14 años y les propuso que acudiesen a una finca de un amigo situada en el camino de las Cuevas  o de Membrilla. Las menores accedieron y fueron caminando al lugar donde esperaron durante horas a que llegara el acusado, quien se personó sobre las once de la noche. Después accedieron al interior de la finca y pasado un tiempo el hombre empezó a besar y a tocar por debajo de la ropa a la menor de 12 años, que en un primer momento no se opuso. Sí lo hizo más tarde, tras desnudarla e ir a más. La menor, según indica la Fiscalía en su escrito de acusación, «comenzó a mostrar su oposición alegando que le hacía daño, diciéndoselo también a su hermana, haciendo caso omiso el acusado» hasta decirle «ya no eres virgen». 
La fiscal del caso en su escrito de acusación subraya que la menor, dada su edad, «no estaba preparada evolutivamente para tener una relación sexual completa, teniendo conocimientos básicos sobre la sexualidad, por lo que no adoptó una postura asertiva ante la situación», estando su primer consentimiento, que fue revocado, «totalmente viciado». 
Por estos hechos, calificados por el Ministerio Público de un delito de abusos sexuales, se dictó por la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Ciudad Real un auto el 24 de junio de 2015 en el que se acordaba que el acusado no pudiese aproximarse a la menor a menos de 200 metros ni comunicarse con ella por cualquier medio.
Los hechos ocurrieron el 3 de marzo de 2015 y fueron denunciados el 1 de mayo de ese año por la madre que en ese momento ostentaba la representación de las dos hermanas. Luego la menor de 12 años pasó a un centro de acogida y posteriormente a esta tutelada por la Junta de Comunidades. La menor está representada y tutelada por la Comisión Provincial de Tutela y Guarda de Menores desde que se acordó su situación de desamparo en 2015. 
La fiscal ha pedido que en el juicio, que está previsto que se celebre el 5 de septiembre, ante el Tribunal de la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Ciudad Real, la menor esté protegida como recoge el Estatuto de la Víctima, asegurándose que ni durante su declaración ni en los momentos anteriores o posteriores de la vista oral exista confrontación visual con el acusado.Su hermana también está llamada a testificar, pero al haber cumplido ya la mayoría de edad se desconoce si sigue en el centro de menores o si lo ha abandonado. Por ello, se ha solicitado información al citado centro para citarla como testigo.
Además de los 10 años de cárcel, la fiscal solicita que el encausado indemnice a la víctima con 10.000 euros por los daños morales causados.