Expedición, trabajo en equipo

David Patiño / Adrián Patiño
-

La Expedición KLM Noruega 2019 va consumiendo sus últimas jornadas

Expedición, trabajo en equipo

Otro día más nos levantamos con actitud de explorador pero ahora en un faro. Duro viaje de vuelta con riscos mojados y mucho barro, pero el trabajo de todos nos lleva a lograrlo.
Nos dispusimos a regresar hacia el puerto de Florø, donde visitamos un museo sobre la vida de los pescadores noruegos que además tienen mucha relación con los pescadores vascos. Más tarde estuvimos visitando los distintos lugares de la ciudad y después volvimos hacia nuestra cabaña. Fuimos a colocar la red para pescar truchas en estas maravillosas aguas cristalinas, ayudados por Torgeir y su familia que llevan muchos años alimentándose de estas aguas.
A la mañana siguiente nos levantamos y fuimos a recoger los peces, increíble, más de 30 magníficas truchas para más tarde limpiarlos y llevarlos a la montaña.

Expedición, trabajo en equipo
Expedición, trabajo en equipo - Foto:
Por la tarde nos dirigimos hacia la montaña, donde nuestro amigo Torgeir ha crecido amando y respetando la naturaleza. 
Día complicado, con muchísima lluvia, pero eso no nos detuvo para realizar algo nuevo para nosotros, la construcción de cabañas y la preparación de una hoguera para cocinar los peces anteriormente pescados. 
Hicimos tres equipos, todos con gran trabajo y Torgeir cortando árboles para construirlas. Después de esta larga ruta y de la espectacular competición regresamos con muchos peligros debido a la lluvia, haciendo un descenso hacia la cabaña muy dificultoso y que gracias a la colaboración y el trabajo de equipo nos hizo conseguir el último gran reto de la expedición. 
Expedición, trabajo en equipo
Expedición, trabajo en equipo - Foto:
Ya secos, preparamos una barbacoa deliciosa que disfrutamos cenando en grupo; a continuación, se entregaron los premios a los ganadores de la competición. Estos dos días fueron espectaculares, llenos de grandes momentos y experiencias que nunca olvidaremos.