Adiós con la cabeza alta

Alemoy
-

0
Yugo Socuéllamos
1
Real Zaragoza
Finalizado
El Real Zaragoza hace valer su condición de equipo de Segunda División y elimina a un voluntarioso Yugo Socuéllamos

Adiós con la cabeza alta

El Real Zaragoza frustró el sueño copero de un voluntarioso Yugo Socuéllamos, que lo dio todo en una noche histórica para el fútbol de la localidad. Nunca en los 95 años de historia del fútbol socuellamino el conjunto local se había medido a un conjunto de Segunda División y esta noche, sin ningún tipo de complejos, los blanquiazules pelearon lo indecible para tumbar a un ‘grande’ del fútbol nacional, que resolvió el duelo con un tanto en el primer periodo y que después supo sufrir para aguantar el marcador.
El Zaragoza quiso hacer valer su condición de favorito desde muy pronto y salió en tromba. Pombo protagonizó el primer susto con una buena acción por banda izquierda que culminó con un disparo que se fue alto y casi seguido hizo lucirse a Diego Nieves con un chut muy ajustado.
Poco a poco la escuadra socuellamina fue frenando el ímpetu maño y las fuerzas se igualaron, en un inicio de choque bastante trabado. Con dos saques de esquina consecutivos el Socuéllamos calentó los ánimos de la grada en un partido que en ese cuarto de hora inicial no tuvo tregua.
Adiós con la cabeza altaAdiós con la cabeza altaEl Zaragoza se aferraba a la calidad de Pombo para superar el entramado defensivo de los blanquiazules. El jugador zaragozano volvió a disponer de una magnífica oportunidad en el minuto 25, pero con todo a favor remató en semifallo. El equipo visitante insistió con disparos lejanos de Papu y Linares, así como con un centro pasado de Pombo. Y tanto fue el cántaro a la fuente que en el minuto 34 un robo de balón en un intento de contra de los socuellaminos fue el origen del 0-1, obra de Papu, con un remate defectuoso que llegó a golpear en Jacinto.
Reaccionó el Socuéllamos tras este duro revés con una buena oportunidad de Megías, que a la media vuelta disparó fuera por muy poco.
Hasta el descanso, Chupi y Morros vieron la amarilla por dos entradas muy feas y que provocaron un enfado monumental del técnico visitante, Víctor Fernández.
Adiós con la cabeza altaAdiós con la cabeza altaTras la reanudación, cambió la tónica del encuentro. El Yugo Socuéllamos comenzó a dominar el choque ante un Zaragoza que parecía conformarse con esa mínima ventaja y que perdió el control del duelo.
Manolo Martínez, técnico de los locales, movió el banquillo dando entrada a Borja y Víctor Armero por Chupi y Pepe Delgado. Poco a poco el Socuéllamos fue poniendo cerco al área maña e incluso llegó a marcar, un tanto bien anulado por el colegiado por un claro fuera de juego de Borja.
Megías lo probó con un disparo casi desde el centro del campo que no sorprendió a Ratón, poco después de que el ariete dejase su sitio en el ataque al tomellosero Javi López. Quedaban diez minutos que los socuellaminos deseaban que fuera de auténtico infarto. 
Adiós con la cabeza altaAdiós con la cabeza altaEl equipo local era todo voluntad, consciente de que la proeza de llevar el choque a la prórroga era posible. El Real Zaragoza, por su parte, apenas daba señales de vida en ataque, aunque parta entonces ya había recuperado el control del duelo, aprovechando también el cansancio de los manchegos, con un Essomba exhausto como claro ejemplo.
Hasta el final lo intentó el Yugo Socuéllamos, pero sin la claridad de ideas suficiente para llevar el choque a la prórroga. Así  se llegó al final del partido, con un conjunto local que puede estar bien orgulloso de su participación en esta edición de la Copa del Rey dando la Copa ante todo un favorito al ascenso a la Primera División.

Tras este duelo copero, el Yugo Socuéllamos se centra ya en el partido de Liga de este domingo (12 horas. Paquito Giménez) frente al Madridejos.


Más fotos:

Adiós con la cabeza alta
Adiós con la cabeza alta
Adiós con la cabeza alta
Adiós con la cabeza alta