Sánchez reitera su defensa de la Constitución ante Page

Álvaro de la Paz
-
Sánchez reitera su defensa de la Constitución ante Page - Foto: Yolanda Lancha

Ambos presidentes abordaron la crisis institucional en Cataluña, el nuevo escenario político tras los comicios en Andalucía y la posibilidad de un adelanto electoral

El presidente de Castilla-La Mancha valoró el encuentro mantenido con Pedro Sánchez durante la mañana de ayer como «una reunión de carácter discreto». El líder regional evitó profundizar en el contenido de la conversación entre ambos, aunque aplaudió la defensa de la Constitución y del marco de convivencia comprometidas por el presidente del Gobierno. Emiliano García-Page se felicitó por el tono de la visita y la buena disposición del Ejecutivo nacional en favor de la legalidad frente al desafío secesionista catalán. «Sánchez me ha reiterado sus convicciones constitucionales», explicó. García-Page aludió a «la cordialidad y la sinceridad» reinantes durante el intercambio de pareces en La Moncloa. El más alto representante de la región aseguró haber «planteado con tranquilidad» su planteamiento al Gobierno de la nación.
Page no profundizó en los temas tratados durante su paso por la residencia presidencial y abogó por la serenidad ante los acontecimientos que puedan estar por llegar. «Nos hemos podido decir las cosas con claridad», añadió Page. Aunque rechazó ejercer como portavoz del gabinete Sánchez, el presidente castellano-manchego sí se refirió a la idea de defensa de la Constitución que el también secretario general de su partido le habría manifestado con suficiente redundancia y nitidez. Según la explicación ofrecida por el presidente regional, Sánchez realizará las acciones necesarias «desde La Moncloa sin la histeria ni el ruido que fabrican otros».
Sobre el guion a seguir en el proceso catalán, Page reclamó serenidad y mostró su apoyo a las palabras pronunciadas por Sánchez en privado. «Hay muchas formas de defender la Constitución, pero confío en que el presidente mantenga ese planteamiento con mucha tranquilidad», apuntó. «Tengo muy claro que el Gobierno no va a perder los nervios y tampoco debemos perderlos los españoles». Desde el Ejecutivo regional esperan que mañana, ante la celebración del Consejo de Ministro en Barcelona, no acontezcan hechos de singular relevancia negativa y que «más allá de algaradas y radicalismos» impere el orden consagrado por el Estado de derecho.
«Hemos hablado de elecciones. ya saben que yo soy contrario [al adelanto electoral y a un hipotético súperdomingo], pero no voy a revelar siquiera lo que creo que va a pasar», contó Page lacónico. «La Navidad la pasaremos a gusto», añadió negando una inmediata convocatoria.
Las reuniones que está celebrando Sánchez con sus barones territoriales le sirven al presidente del Gobierno para sondear la opinión de los líderes regionales socialistas ante el convulso momento político actual. Las citas con los presidentes autonómicos del PSOE abordan la crisis indenpendentista en Cataluña, el nuevo escenario partidista surgido tras los comicios en Andalucía y un posible adelanto de las elecciones generales que, de suceder, podrían celebrarse el domingo 26 de mayo junto a las municipales, autonómicas y europeas.