Las residencias universitarias rozarán el lleno

Manuela Lillo
-

La ocupación ha ido al alza en los últimos año para cubrir la oferta de plazas en los cinco centros habilitados en la provincia

Las residencias universitarias rozarán el lleno - Foto: Tomás Fernández de Moya

Con el mes de agosto apurando las horas, la vuelta a la rutina está ya en la mente de muchos vecinos, también de los estudiantes que deberán encarar el próximo curso académico y buscar una alternativa residencial en aquellos casos en los que estudien fueran de sus pueblos o ciudades. Las residencias universitarias se convierten cada año en una alternativa para quienes tienen que desplazarse fuera de su domicilio y la previsión es que estas residencias rocen el lleno en la provincia en el próximo curso académico.
Aunque tradicionalmente han tenido ‘tirón’, con un elevado grado de ocupación, los índices de demanda han evolucionado al alza año tras año. Actualmente, las cuatro residencias de la capital, la Don Quijote, José Maestro, El Doncel y José Castillejo «se encuentran en torno al 97 por ciento de ocupación, estimando que al finalizar septiembre estaremos en torno al 99 por ciento», informan a este diario desde la Consejería de Educación de Castilla-La Mancha, que puntualizó que sólo quedaban «algunas plazas libres» en la residencia Don Quijote y en el Doncel.
De este modo, las residencias universitarias, o han colgado ya el cartel de ‘completo’, o están a punto de hacerlo en la mayoría de los casos, en base también al porcentaje de ocupación de los últimos años. En concreto, en el curso 2017-2018 se situó en el 95 por ciento; en el curso 2018-2019 en el 97 por ciento y para este curso 2019-2020 se espera estar «al 98-99 por ciento».
En cuanto a la adjudicación de las residencias universitarias, la propia Junta de Comunidades detalla que el plazo ordinario para solicitarlo se mantuvo abierto del 14 al 28 de junio, mientras que el plazo extraordinario de solicitud se cerró ayer mismo, 29 de agosto, tras su apertura el pasado 20 de agosto. En concreto, la administración regional dispone de cuatro residencias universitarias en Ciudad Real capital y una en Almadén, en las que se ofrece el servicio de alojamiento y manutención por un importe de 450 euros mensuales en la habitación individual y de 410 euros en habitación compartida.
Las cuatro residencias de la capital suman un total de 421 plazas, a las que hay que sumar las 36 de la residencia Luis J. Mateo de Almadén. Por su parte, el número de solicitudes contabilizadas por la administración regional se elevan a 732, prácticamente el doble de las plazas, y además ha crecido en relación con al año anterior, cuando se contabilizaron 769 peticiones. La Junta de Comunidades publica en su portal de Educación el listado de nuevos alumnos admitidos y también de los antiguos.
La residencia universitaria de mayores dimensiones es la del Doncel, que cuenta con 125 plazas; seguida de la de Don Quijote, con 110; la José Maestro, con 108, y la José Castillejo, con 74. En último lugar en cuanto a dimensiones se encuentra la residencia universitaria de Almadén, con las mencionadas 36 plazas. Estas residencias cuentan en su mayoría con instalaciones como la de comedor, lavandería, biblioteca, salón de actos, gimnasio, pistas polideportivas o aulas de informática, entre otras destinadas al uso de los estudiantes y que son en gran medida los principales alicientes para la solicitud de estas residencias, si bien muchos alumnos de la universidad se decantan por el alquiler de pisos, en muchos casos compartidos con otros alumnos del campus.
Desde la Junta de Comunidades informan que la red de residencias universitarias de Castilla-La Mancha «está consolidada en toda la región y tiene como finalidad inmediata facilitar alojamiento a los estudiantes» de la comunidad autónoma que tienen que desplazarse fuera de su domicilio familiar para cursar estudios universitarios. «Además, colaboran en la formación personal, cultural, académica y social de sus residentes, proyectando su actividad al servicio de la comunidad universitaria y buscando ser foco cultural en el contexto urbano donde se encuentran ubicadas», agregan fuentes de la Consejería de Educación.
Por lo que respecta a las inversiones en esta red de residencias, este año se han renovado las redes wifi y los depósitos de agua, del mismo modo que se trabaja en la rehabilitación de la fachada de la residencia José Maestro de la capital.