«Como deportista siempre quieres más»

Eduardo Gómez
-

Paula Sevilla y Marina Lobato, finalistas en el Campeonato de Europa Sub 23, lamentan haberse quedado fuera del podio «por detalles»

Marina Lobato (izquierda) y Paula Sevilla. - Foto: LT

Paula Sevilla y Marina Lobato regresaron ayer de Suecia con los deberes más que cumplidos en el Campeonato de Europa Sub 23, aunque con una sensación de que todo pudo ser aún mejor. 
En el caso de Paula Sevilla, la velocista solanera fue cuarta en la final de los 200 metros lisos y sexta con el relevo 4x100, mientras que Marina Lobato concluyó séptima en la final de triple salto. Partiendo de la base de que antes de viajar el objetivo para ambas era alcanzar la final, se puede decir que la misión está cumplida, aunque como deportistas, siempre quieren más.
Paula Sevilla, que además ejerció como capitana del combinado nacional, se quedó a sólo dos centésimas de la medalla de bronce, al parar el crono en 23.52, aunque siempre podrá presumir de ser la primera española en disputar una final de velocidad en un Europeo Sub 23.
«No me podía haber imaginado lo que he conseguido, estoy muy contenta, pero es verdad que como deportista siempre quieres más y da rabia haberte quedado sin medalla por dos centésimas», confiesa la manchega, que ejerció de capitana de un equipo que consiguió 6 podios (2 oros, 1 plata y 3 bronces) que la colocaron séptima en el medallero global y 29 finalistas: «Es un gran orgullo ser la capitana de un magnífico equipo», comentó.
Para Sevilla, la clave en la final de los 200 metros lisos estuvo en que «en los últimos metros corrí muy tensa. En vez de ir más suelta y relajada, cuando vi que podía alcanzar a las rivales me tensé. La velocidad es cuestión de detalles», argumentó.
Con el relevo 4x100 Paula Sevilla formó equipo con Anna Obradors, Paula García y Lara Gómez, firmando un registro en la final de 44.56. «En semifinales habíamos estado muy bien y generamos unas expectativas que a veces no se cumplen. Había equipos muy buenos», recordó.
Por su parte, Marina Lobato concluyó séptima en la final de triple salto con un registro de 13.18 metros, cuando en la clasificación había ‘volado’ hasta los 13.43 metros y esta temporada acredita 13.76.
«Tuve muy buenas sensaciones, pero me queda un sabor amargo porque en la final no competí bien», admite la puertollanera. «No estuve continua en la carrera y en el quinto salto, literalmente me midieron la coleta, lo que me restó bastante. Al final las medallas no estuvieron tan caras y podría haber estado ahí», analiza.
Para las dos habrá muy poco tiempo de descanso, ya que su próximo objetivo será el Campeonato de España por Federaciones Autonómicas el último fin de semana de julio.