Retrasos en las obras de accesibilidad de la piscina

I. Ballestero
-
Retrasos en las obras de accesibilidad de la piscina - Foto: Rueda Villaverde

El concejal de Obras emplaza a su próxima finalización y apunta a mejoras en el interior de las instalaciones, achacando la turbidez del agua a situaciones puntuales.

No estaba en los planes, pero el retraso en el inicio de la obra ha obligado a los usuarios de la piscina municipal de Miguelturra a convivir estos días con las obras de accesibilidad que se llevan a cabo en la instalación, un hecho que el concejal de Obras y primer teniente de alcalde, Diego Rodríguez, lamenta, pero recuerda que las obras «son mejoras en la accesibilidad que nos demandaba Fisensi», la Asociación de Discapacitados Psíquicos y Físicos de la localidad. Además, Rodríguez apunta a mejoras dentro de la instalación para tratar de atajar las quejas de algunos vecinos, aunque reitera que el Consistorio «sólo tiene una registrada por escrito».
«Es cierto que las obras comenzaron tarde pero están cerca de terminar, y son unas obras necesarias y demandadas por Fisensi», incidió el concejal responsable del área, que pidió «disculpas de antemano» a los vecinos y usuarios «por tener que convivir con estos trabajos», labores que «se están acercando a su finalización».
Rodríguez, no obstante, salió al paso de otras quejas vecinales a propósito del funcionamiento de la instalación municipal. Reconoce que hay dos duchas exteriores que no funcionan «pero ya se están llevando a cabo las tareas para su arreglo, porque ha habido problemas con las acometidas que pasan por debajo de las mismas y estamos intentando que se pueda arreglar sin tener que levantar el suelo». Además, sobre un posible problema por la turbidez del agua del vaso, el también teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Miguelturra lo achaca a «una situación puntual», y descarta que haya problemas con la depuradora.
«El pasado fin de semana, de altas temperaturas, fue un fin de semana de mucha afluencia, y más de 900 usuarios pasaron por la piscina municipal; en esos casos es normal que las condiciones del agua puedan verse afectadas y pueda estar un poco más turbia, pero siempre se ha mantenido en un estado óptimo para el baño», incidió Rodríguez, que aseguró que él mismo visitó en estos días la piscina para comprobar su estado.