Muñoz destaca la pluralidad de actividades en la Biblioteca

D. F.
-

La viceconsejera de Cultura inaugura en Ciudad Real la exposición '20 años en 32 instantes'

Muñoz destaca la pluralidad de actividades en la Biblioteca - Foto: Tomás Fernández de Moya

La viceconsejera de Cultura, Ana Muñoz, realizó una visita a la Biblioteca Pública del Estado con motivo de la inauguración de la exposición 20 años en 32 instantes, dedicada a conmemorar el XX aniversario de las instalación de la Biblioteca de Castilla-La Mancha en el Alcázar de Toledo, aunque sus imágenes proceden tanto de este centro como de los restantes que forman la red de Bibliotecas Provinciales.

En declaraciones a La Tribuna, Ana Muñoz recordó que también la institución cultural ciudadrealeña también está de celebración, puesto que su apertura ocurrió el 1 de octubre de 1900. «Creo 119 años de historia difundiendo cultura y difundiendo conocimientos, es para celebrarlo», refirió.

Del mismo modo, manifestó que el centro ciudadrealeño «es la biblioteca más emblemática por la diversidad de sus actividades de toda Castilla-La Mancha», lo que la convierte «en un referente».

A ello añadió «los elevados porcentajes de visitas» con que cuenta a lo largo del año o el hecho de que cuando concluyen los talleres, «al día siguiente se proponen talleres nuevos».

Muñoz insistió en el compromiso de la Biblioteca Ciudad Real y «como se ha adaptado a los nuevos usos de las bibliotecas en este siglo».

La viceconsejera incidió en el compromiso del Gobierno regional «con la difusión de la cultura», al tiempo que puso sobre la mesa el hecho de que «las bibliotecas es el servicio que más se utiliza por la ciudadanía y en el que todos los ciudadanos se sienten cómodos», de esta forma recordó que estos centros reciben a grupos de jóvenes que acuden a desarrollar diferentes iniciativas, hasta personas mayores cuyo objetivo es leer la prensa del día.

De cara al futuro, Muñoz avanzó que se está trabajando en colaboración con la Consejería de Igualdad, para introducir algunas propuestas siempre desde la perspectiva de «no trastocar lo que funciona», con el objetivo de seguir aumentando la afluencia a las bibliotecas.

Por su parte, la comisaria de la exposición dedicada a la Biblioteca de Castilla-La Mancha, Mayte González Mozos, señaló que esta muestra conmemora «los 20 años del Alcázar de Toledo como contenedor del saber».

Estructuralmente precisó que tiene «un carácter estático, a la vez que narrativo, luego hay un hilo conductor que remueve el recuerdo que nos libera un poco de estaticidad de las fotografías».

En la disposición de las imágenes, situadas en las paredes laterales del salón de actos de la Biblioteca, los documentos visuales se agrupan con el apoyo de «determinadas situaciones que hemos planteado». Así se recuerdan los antecedentes de las diferentes bibliotecas, sus edificios, su instalaciones o el personal que forma sus plantillas.

En cuanto a la procedencia de las fotografías, González Mozos precisó que se han tomado de los archivos de imágenes de todas las bibliotecas.