Retrasado al nuevo mandato el cambio de ordenanzas

M.Lillo
-
Retrasado al nuevo mandato el cambio de ordenanzas - Foto: Rueda Villaverde

La edil del área reconoce que las normativas de Ruido y de Terrazas «no van a estar modificadas en esta legislatura» y que la culminación de estos procesos deberá hacerse tras las elecciones

Ni la ordenanza de Terrazas ni de la Ruido se modificarán en la presente legislatura. El reloj corre y la concejala de Medio Ambiente, Manuela Nieto, reconoce que no dará tiempo para abordar el desarrollo administrativo y la tramitación de estas normativas municipales, que estaban pendientes de cambios, por lo que prevé que estos procesos se deberán llevar a cabo en la siguiente legislatura.  
Por lo que respecta a la ordenanza de Terrazas, la modificación consistía en abrir el abanico del mobiliario que se debe instalar, que actualmente se limita a una mesa y cuatro sillas. Por esta razón, ya el verano pasado, los hosteleros pidieron incorporar nuevos elementos, como los toneles, tradicionales además en una tierra vinícola como Ciudad Real. La cuestión se llevó en noviembre al Pleno y, por unanimidad, se decidió modificar esta ordenanza, que data de 2012, para incorporar nuevos elementos. No obstante, la edil de Medio Ambiente recordó ayer que esta «declaración política no implica que la ordenanza se haya modificado», por lo que, de momento, dichos elementos de mobiliario siguen prohibidos. «No va a estar modificada en esta legislatura», reconoció la concejala.
Tampoco dará tiempo ya a modificar la ordenanza municipal de Ruido. En este caso, el objetivo es adaptar esta normativa municipal del año 2002 a la legislación nacional. Nieto indica que el borrador, del que viene hablando desde hace meses, ha sido revisado ya por el área de Medio Ambiente y ahora tiene que ser analizada por Urbanismo y por la Policía Local. Posteriormente -dijo- se deben celebrar reuniones con los colectivos interesados, de manera que «no creo que dé tiempo al desarrollo administrativo y de tramitación», apuntó Nieto.
La edil de Medio Ambiente reconoció que es «una medida primordial» que se incluyó en la declaración del Torreón como Zona Ambientalmente Saturada (ZAS) que afecta a las calles Hidalgos, Madrilas, Cierva y la avenida del Torreón. No obstante, indicó que dicha ZAS tiene «una vigencia de cinco años» y que lleva en marcha uno año y varios meses. Nieto entiende que no dará tiempo a la modificación de esta ordenanza antes de que culmine la legislatura y que se deberá retrasar al siguiente mandato.