Bronca en la mesa de las Cortes

C.S.Rubio
-

El acuerdo alcanzado entre PSOE y Ciudadanos pasa por que cada grupo parlamentario podrá llevar un máximo de dos debates por pleno. El PP califica esta media como un ejemplo más del «rodillo» socialista y avanza que tomará medidas

Bronca en la mesa de las Cortes - Foto: ï»Yolanda Lancha


El inicio de curso político ha arrancado con bronca. El último episodio se vivió en la reunión de la Mesa de las Cortes, donde PSOE y Ciudadanos apoyaron la iniciativa de marcar un cupo máximo de temas a introducir en el orden del día cada sesión plenaria. En concreto, serán dos debates y tres preguntas orales por cada grupo parlamentario, independientemente de su número de diputados. Una decisión que el secretario primero de la Mesa, el socialista Ángel Tomás Godoy, defendió como una manera de «primar la agilidad de las sesiones y aplicar un criterio de máxima equidad». Es más, este cupo «beneficia al partido minoritario (Ciudadanos), al permitirle presentar el mismo número de asuntos que el mayoritario (PSOE), que lo quintuplica en representación y que ha renunciado a la proporcionalidad».
En este sentido, Godoy recordó que el presidente de las Cortes es quien tiene la potestad para organizar los plenos, según el reglamento de la Cámara, y entiende que hay que agilizar y dinamizar las sesiones, o lo que es lo mismo, no alargarlas en exceso.
El PP tomará medidas. Una argumentación que no fue bien recibida por el PP, que votó en contra. Es más, la vicepresidenta segunda de la Mesa de las Cortes, la ‘popular’ Ana Guarinos, ya avanzó que su grupo tomará «las medidas que considere oportunas», comenzando por presentar un recurso de reconsideración, dado que «esta medida ni es proporcional ni legal. Ciudadanos se ha sumado al PSOE para imponer el rodillo parlamentario». Y es que, como advirtió, el reglamento de la Cámara no habla en ningún momento de cupos máximos por grupo parlamentario para llevar debates o iniciativas parlamentarias al pleno.
Además, Guarinos no desaprovechó esta oportunidad para criticar el ‘acercamiento’ entre PSOEy Ciudadanos tanto en ámbito nacional como en el regional. Como dijo, «Ciudadanos y PSOE van de la mano». «Cs ha rechazado la propuesta del PP de poner en marcha ‘Castilla-La Mancha Suma’, como Rivera ha rechazado la de ‘España Suma’. No quieren sumar con el PP, mientras sí están dispuestos a pactar con el PSOE».
Una críticas ‘populares’ que fueron duramente respondidas desde el PSOE. «El PP lo único que quiero es montar lío. El pleno necesita ordenarse y hemos optado por la equidad», aseguraba Fernando Mora, quien justificó esta afirmación en el hecho de que los populares han ido rechazando todas y cada una de las iniciativas puestas sobre la mesa en el último mes. Y «como no hay acuerdo, pues todos igual». «Ni pinza ni rodillo, sino voluntad de diálogo», «hemos optado por la equidad, a pesar de que nosotros tenemos mayor representatividad», sentenció.
Desde Ciudadanos se optó por un tono más conciliador. Su portavoz parlamentaria, Carmen Picazo se limitó a afirmar «Ciudadanos ha apostado por la participación y la equidad en las Cortes. Creemos que es lo más justo».