«Firmaría ahora mismo subir de forma directa»

C. de la Cruz
-

Juan Lumbreras, capitán del BM Alarcos, muestra su ambición y no descarta recortar la diferencia de cinco puntos que separa al equipo con el BM Nava, actual líder de la categoría

Juan Lumbreras, en el partido del Quijote Arena ante BM Nava - Foto: Pablo Lorente

Nueve partidos consecutivos sin perder han situado al BM Alarcos en una privilegiada segunda posición. Podría ser suficiente, sobre todo porque esa segunda plaza permitiría organizar la fase de ascenso en el Quijote Arena. Pero el cuadro alarquista no se conforma, y aunque los cincos puntos que le separan del liderato que ocupa el BM Nava parecen una distancia difícil de salvar, el buen momento de forma y el hecho de contar con un partido menos dan alas al optimismo ciudadrealeño. 
Juan Lumbreras, uno de los capitanes del equipo, pone voz a la ambición del Alarcos: «No perdemos de vista a Nava, se están mostrando muy sólidos, pero todavía tienen partidos complicados. Firmaría ahora mismo subir directamente», para apostillar que «la gente, la afición que nos apoya, tiene ganas de subir». 
Como testigo sobre la pista de las dos fases de ascenso del Alarcos, la del pasado año en Segovia y la de 2016 en Irún, Lumbreras prefiere no pasar por el trance de un play off, pero si no se sube como campeón «a las malas que disputemos la fase de ascenso en el Quijote Arena».
Y para intentar asaltar la primera plaza, tanto como para conservar el segundo puesto, el Alarcos afronta siete días cruciales; desplazamiento a Bordils, donde el equipo nunca ha ganado; disputa del partido aplazado ante Antequera el próximo miércoles y choque el 2 de marzo en el Quijote Arena ante el Cisne. «Va a ser muy exigente, Bordils es un rival que no se nos da bien allí y es un viaje larguísimo, Antequera  es un buen equipo que luchó por subir el año pasado y Cisne está peleando por jugar el play off», explica Lumbreras, que no duda de la capacidad de su equipo.