«Voluntad» de declarar en el juicio

Pilar Muñoz
-
«Voluntad» de declarar en el juicio - Foto: Pablo Lorente

El abogado del hombre que se enfrenta a 80 años por agredir sexualmente a sus hijas y maltratar a su mujer dice que la hija hablará con la Audiencia el lunes

La hija mayor del hombre acusado de agredir sexualmente a ella y a su hermana tiene «intención» de prestar declaración bien de forma presencial o a través de videoconferencia. Así lo ha asegurado a este diario el abogado Ramón Alén, que defiende a Stelian C., ciudadano de origen rumano que se enfrenta a una condena de 80 años de cárcel por cinco delitos de agresión sexual a sus dos hijas menores y maltrato a su mujer en Villarrubia de los Ojos, en 2017.
El Tribunal de la Sección Primera de la Audiencia Provincial tuvo que suspender el juicio previsto el pasado miércoles al solicitarlo la defensa tras presentar una carta de la hija mayor del encausado en la que se desdice de la acusación. La chica no compareció al estar en paradero desconocido, pero el abogado de la defensa y el propio acusado manifestaron conocer dónde se encuentra: en Rumania, en la casa que allí tiene la familia.
Se suspendió el juicio y la presidenta de la Audiencia Provincial, María Jesús Alarcón, instó de forma enérgica a facilitar de inmediato la dirección y el número de teléfono dónde se la podía localizar para contactar con ella con el fin de comprobar su intención de testificar. Alarcón llamó al encausado a  decir verdad respecto a la localización tras una seria advertencia. Sin embargo, al mediodía de ayer aún no lo había podido conseguir.
La voluntad de la presidenta de la Audiencia es señalar cuanto antes el juicio y tal vez la semana entrante se dé a conocer la fecha si como ha asegurado a este diario el letrado de la defensa la hija mayor del encausado se pone al habla con la Audiencia Provincial la semana entrante, el lunes.
Ayer se pusieron en contacto con el abogado y le aseguraron que la joven tiene «voluntad» de declarar en el juicio. En cuanto a si lo haría de forma presencial o mediante viodeoconferencia, el letrado indicó que seguramente se desplazará desde Rumanía a España, a Ciudad Real para prestar declaración.
«El padre se enfrenta a una condena de cárcel muy elevada y hay que decir la verdad», señaló Ramón Alén quien sostiene que la hija mayor de su cliente le denunció por temor a un castigo al haberse casado y por otros hechos.
No obstante, la Guardia Civil tiene pruebas de una agresión sexual en un paraje de Villarrubia de los Ojos, adonde llevó a su hija el día que cumplió 15 años para presuntamente violarla. Ante esta prueba el abogado admite que «puede que hubiera un principio de infracción penal grave e incalificable de un padre a una hija, pero no todos los abusos y agresiones que se le imputan». Insiste en que se han exagerado los hechos y considera «elevadísima» la petición de pena del Ministerio Fiscal: 78 años por cinco delitos de agresión sexual (14 años por cada  uno de ellos y ocho años más en el quinto por  violencia, intimidación a una menor y otros dos por violencia de género).
En cualquier caso, el procedimiento por el supuesto delito de maltrato se desliga de los otros hechos delictivos de naturaleza sexual y será enjuiciado en un juzgado Penal de Ciudad Real.
En la Audiencia Provincial se juzgará a Stelian C. por cinco presuntos delitos de agresión sexual en las personas de sus dos hijas menores cuando ocurrieron los hechos, en abril de 2017. Residían en una habitación alquilada de una vivienda de Villarrubia de los Ojos. Desde mayo de 2017 Stelian C. está en prisión.