La DGT hará 3.000 pruebas de alcoholemia hasta el domingo

La Tribuna
-
La DGT prevé hasta 285.000 desplazamientos en la provincia - Foto: Rueda Villaverde

Los agentes de la Guardia Civil de Tráfico desarrollarán una campaña especial de vigilancia en las carreteras de la provincia que incluye también unos 70 test de drogas a conductores

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha puesto en marcha esta semana una nueva campaña que finalizará el próximo domingo día 9 de junio y que se centrará en el control de la tasa de alcohol y la presencia de drogas en los conductores en la provincia de Ciudad Real, según informó ayer la Subdelegación del Gobierno.
En concreto, en la última campaña de alcohol y drogas que se desarrolló en la provincia y que tuvo lugar a finales del pasado año 2018,  fueron 77 los conductores denunciados, así de 3.189 las pruebas realizadas en la provincia de Ciudad Real, 33 dieron positivo en alcohol, mientras que de las 79 pruebas realizadas en drogas, 44 fueron positivas, según los datos ofrecidos por la Jefatura Provincial de Tráfico.
Para la actual campaña de la DGT se prevé también la realización de otras 3.000 pruebas por parte de la la Guardia Civil, así como otras 70 para la presencia en drogas.
Desde Tráfico se reitera que el alcohol está presente como factor concurrente o desencadenante en un tercio de los accidentes mortales y que la presencia del mismo, aunque sea en cantidades pequeñas, multiplica entre 2 y 15 el riesgo de sufrir un accidente, influyendo de manera determinante en la gravedad del mismo, como muestran las estadísticas; a más gravedad del accidente, más son los positivos, recuerda la Subdelegación del Gobierno.
Por otro lado, señala que conducir después del consumo de sustancias psicoactivas es un hecho «bastante frecuente en España y cada vez en mayor medida a tenor de los positivos». Según la DGT: cannabis (THC), cocaína, anfetaminas y  metanfetaminas son las sustancias más frecuentes y en ocasiones consumidas simultáneamente.
La Subdelegación del Gobierno recuerda, por tanto, que la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil procederá durante la campaña a realizar el control de la tasa de alcoholemia y la vigilancia de la presencia de drogas en el organismo a conductores en la provincia. Será  en horarios diferenciados y en vías interurbanas elegidas al efecto.
Por otro lado, tanto desde la DGT como desde la Subdelegación del Gobierno en Ciudad Real, se anima a los ayuntamientos a que se adhieran con sus respectivas policías locales,  por su contribución en la eficacia de la campaña, debido a la incidencia del consumo en las zonas urbanas, donde existen en mayor número locales de ocio, y sobre todo durante los fines de semana.
En la provincia de Ciudad Real en la pasada campaña, los ayuntamientos colaboradores fueron los de Almadén, Argamasilla de Alba, La Solana, Ciudad real, Membrilla, Miguelturra, Pedro Muñoz, Valdepeñas, Puertollano y Viso del Marqués. Practicaron 1.471 pruebas sobre control de la tasa de alcohol y arrojaron 16 positivos, y en cuanto al test de drogas, de los 17 practicados fueron positivos 2, según la Subdelegación del Gobierno.