Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas

A. Criado
-

La renovada plaza de España de Tomelloso se iba a inaugurar este sábado con motivo del concierto de Rosario, pero el objetivo ahora, debido a un ligero retraso en las obras, es que se abra a los vecinos y visitantes antes de la Feria y fiestas

Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas - Foto: Tomás Fernández de Moya

Alrededor de una veintena de operarios trabajaban este jueves por la mañana sin descanso para avanzar en las obras de rehabilitación de la plaza de España de Tomelloso. Tienen que acabar, como muy tarde, antes del próximo 24 de agosto, día en el que se inaugura la Feria y fiestas de esta localidad manchega. Trabajos contra reloj porque aunque la parte central de este nuevo espacio está bastante adelantada, los accesos a través de las calles Campo y Don Víctor Peñasco van con algo de retraso, para «desesperación» de los comercios y establecimientos hosteleros de la zona. Uno de los trabajadores consultados por este diario confirmó que el grueso de las obras finalizará «en los próximos días», mientras que los accesos estarán operativos «en dos semanas», con lo que se cumpliría el plazo límite marcado  por el equipo de Gobierno de Inmaculada Jiménez, que pretende iniciar las fiestas con la flamante nueva plaza de España abierta a vecinos y visitantes. Demasiado optimistas fueron con su elección como escenario para el concierto que ofreció este sábado Rosario Flores, en el marco del programa de actuaciones en espacios y lugares emblemáticos de la Diputación, que finalmente tuvo que ser trasladado al recinto ferial. Hace unos días, la regidora explicó que las obras estarían «prácticamente finalizadas» para el 27 de julio y que el cambio de ubicación obedecía a motivos de «seguridad» para los asistentes, además de reconocer que los accesos a la plaza «posiblemente» no iban a estar listos, como se puede observar en las imágenes. «Se suponía que este sábado se inauguraba la plaza con el concierto de Rosario, pero ya ves cómo está todavía», afirma Noelia Mendoza, responsable de la tienda Los Tesoros de Nanda, que asegura que las obras están afectando a las ventas desde su inicio en enero, pero especialmente ahora que es la «campaña fuerte» del sector, los meses de julio y agosto. «Las obras nunca son buenas para el comercio y habrá que ver cómo se toma la gente no poder pasar con el coche, pero tenemos la confianza de que una vez acabadas, ayuden a incrementar las ventas», apostilla. En una línea similar se expresa Inmaculada Martínez, que trabaja en una tienda en la calle AlfonsoXII. Está convencida de que la plaza se va a quedar «muy bonita», pero no ve el día en el que acaben las obras. «El comercio está que trina porque se está notando mucho en las ventas; cuando cortan una calle, no pasan ni las águilas», indica con ironía. Mejor le van las cosas al Bakery Café Plaza, que abrió sus puertas al público en plenas obras, el pasado 27 de junio. Su responsable, María José Catalán, sostiene que la situación es «buena», aunque reconoce que «hay días en los que existen más dificultades para acceder al local». Por lo demás, el debate continúa en la calle entre los partidarios y detractores del proyecto. Hay quienes están convencidos de que a la gente «les va a gustar y se van acostumbrar en cuanto pasen dos semanas». Recuerdan, en este sentido, que todos los pueblos están apostando por la semipeatonalización y que la plaza de España «se ha modificado ya cuatro veces desde que Juan Torres era alcalde». Otros  consideran que es un «capricho» y critican que se vaya a cortar «toda la circulación buena del pueblo». «El próximo alcalde que mande la va a levantar», enfatizan.
 


Más fotos:

Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas - Foto: Tomás Fernández de Moya
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas - Foto: Tomás Fernández de Moya
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas - Foto: Tomás Fernández de Moya
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas
Trabajos a contra reloj para acabar antes de las fiestas - Foto: Tomás Fernández de Moya