La región es la que más gasto sanitario ha hecho por Covid

EFE
-

Hasta abril ha destinado 352 millones. En euros es la tercera por detrás de Cataluña y Madrid, pero en proporción con su PIB es la primera.

La región es la que más gasto sanitario ha hecho por Covid - Foto: Ví­ctor Ballesteros

Castilla-La Mancha ha destinado hasta abril 352 millones de euros a gasto sanitario derivado de la Covid-19, lo que supone el 0,92% del PIB, y se sitúa como la tercera comunidad autónoma que en cifras absolutas más ha destinado a la Covid-19, solo por detrás de Cataluña y Madrid, aunque en términos relativos de PIB es la que más ha gastado.
Según los datos remitidos este martes por el Ministerio de Hacienda, hasta abril, las comunidades autónomas cifran en 2.238 millones el gasto en sanidad derivado del Covid-19, con Cataluña, Madrid y Castilla-La Mancha a la cabeza.
Además, Castilla-La Mancha ha cerrado abril con un superávit de 62 millones de euros, un 0,16 por ciento del PIB, mientras que en el mismo periodo del año pasado acumulaba un déficit de 230 millones de euros, el -0,54 por ciento del PIB.
El déficit acumulado por el Estado se disparó al 2,88 % del PIB hasta mayo (32.251 millones de euros), tras más que duplicarse (creció el 107,3 %) respecto al mismo periodo del año anterior como consecuencia de la crisis sanitaria y de las medidas adoptadas para amortiguar su impacto económico.
De acuerdo con los datos actualizados este martes por el Ministerio de Hacienda, el déficit acumulado por las Administraciones Públicas entre enero y abril pasados, sin contar con las corporaciones locales, creció un 256,7 %, hasta 24.043 millones equivalentes al 2,15 % del producto interior bruto (PIB).
Las medidas de liquidez aprobadas por el Gobierno han permitido a las comunidades autónomas registrar hasta abril un superávit del 0,02 % del PIB, frente al déficit del 0,22 % del PIB de un año antes, con trece comunidades con saldo positivo -salvo Andalucía, Madrid, Navarra y Comunidad Valenciana- frente a las cinco del ejercicio anterior.
La escalada del déficit del Estado hasta mayo se debe al descenso de los ingresos del 10,6 % (hasta 63.950 millones) por la paralización de la actividad económica y al aumento de los gastos del 10,8 % (hasta 95.017 millones) por las medidas adoptadas para mitigar los efectos de la crisis.
Los recursos procedentes de impuestos, que representan el 80,1 % del total, suponen 50.247 millones, descendieron el 14,2%. La recaudación por el impuesto sobre el valor añadido (IVA) cayó un 13,9 %, hasta 25.721 millones, mientras que la del impuesto sobre Sociedades disminuyó un 6,7 % y la del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) un 31,5 %.También descendieron los impuestos sobre el capital un 28 % y las cotizaciones sociales un 2 %.