La Virgen llega a su ermita en Carrión de Calatrava

LT
-

Cientos de carrioneros acompañan a su patrona, la Virgen de la Encarnación, en su traslado tras permanecer 40 días en la parroquia.

La Virgen llega a su ermita en Carrión de Calatrava

Carrión de Calatrava volvió a vivir este fin de semana el rito de acompañar a su patrona la Virgen de la Encarnación con devoción, sentimiento y a paso ligero en el trayecto que va desde el municipio hasta su ermita.
Los carrioneros acompañaron desde primera hora a su patrona, en la misa en la parroquia, donde ha permanecido la imagen de la Virgen de la Encarnación 40 días desde las pasadas fiestas patronales; para luego seguir con ella, como marca la tradición, a golpe de tambor paso ligero de regreso a su ermita.
Los romeros pararon, como es costumbre, en las inmediaciones de la ermita de San Antón, adosada al cementerio, donde, tras las palabras de despedida del párroco, Alejandro Molina Rodríguez, la figura de la Virgen emprendió su camino hacia  el paraje del santuario, volviendo a su ermita a hombros de sus devotos, ataviados con camiseta y pañuelo, marcando el paso a golpe de tambor, acompañada por multitud de gente.
Fueron muchos los que acompañaron en el camino de regreso a la ermita, acelerándose el ritmo, especialmente, tras el paso por el Canto Blanco, a unos 500 metros del santuario, donde se gira la imagen hacia el pueblo como despedida hasta el próximo año antes de seguir su ruta hacia el paraje del santuario.
El momento emocionante del día se vivió en el santuario, donde cientos de personas alabaron a su patrona, recibiéndola, un año más, con la emoción en los ojos y en el corazón, para después, una vez que entrara en el patio, hacerse la foto de recuerdo con la Virgen y antes de colocarla en el interior de la ermita para la misa.
La alcaldesa en funciones, Ana María López, volvió a acompañar a la patrona y, a su término, junto a otros concejales, felicitó «a todos y cada uno su esfuerzo y buen hacer» para que «todo saliera bien», según informó el Consistorio en una nota.