scorecardresearch

"La trompeta tiene la capacidad de emocionar"

Ana Pobes
-

Desde 2006 es trompeta principal de la Orquesta Nacional de España y ha ganado varios concursos como el prestigioso ARD Music Competition de Munich 2011, obteniendo la calificación más alta de la historia de la competición

"La trompeta tiene la capacidad de emocionar" - Foto: Pablo Lorente

Hijo Predilecto de Castilla-La Mancha y Medalla de Honor de la Ciudad de Daimiel, Manuel Blanco llega mañana a su localidad natal para ofrecer un concierto que no dejará indiferente a nadie. Y lo hará con su inseparable instrumento, la trompeta, y con una fusión de estilos que emocionará a más de uno. «No soy una máquina de hacer notas. Quiero disfrutar y emocionarme, incluso alguna vez se me han llegado a poner los pelos de punta o se me ha caído alguna lágrima, y sé que eso se transmite también al público», comenta. Un concierto con el que la Diputación cerrará el ciclo de ‘Conciertos en espacios y lugares emblemáticos’.    

 

Mañana ofrece un concierto en Daimiel, su municipio natal. ¿Esto supone mayor responsabilidad?

Sí, pero a la vez supone también mucha emoción. Lo estoy viviendo de manera muy especial, y me encantaría que saliera un concierto redondo donde no faltarán las sorpresas.  Tengo muchas ganas de estar con mi gente, mis paisanos y mi familia,  pues he sentido mucho el cariño de la gente y de las instituciones, como la Diputación, que siempre ha estado muy pendiente de mi carrera, y el Ayuntamiento. Quiero hacer un concierto muy especial para trasladar toda mi gratitud.

 

¿Y se puede desvelar alguna de esas sorpresas?

No se pueden desvelar, pero es un concierto que gira un poco al álbum que quiero grabar en vídeo y en audio y que tenía que haber grabado durante la pandemia. Es un concierto en el que se romperá, mediante la fusión de estilos, ese elitismo que algunas veces ha rodeado mi mundo de la música clásica. Va a ser un concierto en el que la primera nota que haga hasta la última va a emocionar. La trompeta se asocia a las bandas y a las charangas pero tiene esa capacidad de poder emocionar a una persona y sacarle las lágrimas. Saldré al escenario con seis trompetas diferentes.

¿Qué piezas interpretará?

No puedo desvelar todas, pero abro el concierto junto al pianista Pepe Rivero, que para mi a día de hoy es el mejor pianista de jazz latino del mundo, y dentro de esas sorpresas y repertorio que no le puedo contar va a un arreglo de esos suyos que va a emocionar a mucha gente. Luego saldrá todo el equipo con el que se hará un Toot Suite, de Claude Bolling en el que fusionaré el estilo barroco y clásico de la manera más pura para tumbarlo con la batería, el piano y el contrabajo.    

2020 ha sido también un año duro para la cultura debido a la pandemia. ¿Iniciativas como la de la Diputación ayudan al sector a recuperarse?

Sin ninguna duda, y he felicitado tanto al presidente como al vicepresidente por este proyecto. Hemos sido ejemplo y hemos demostrado al mundo que la cultura ha sido segura en plena pandemia. Mientras, en lugares como América, Japón o Alemania, la cuna de la música, estaba todo cerrado y no se estaban haciendo conciertos. En España hemos ido celebrando actos en espacios abiertos, con mascarilla y  distancia de seguridad. Mi máxima enhorabuena y agradecimiento.

¿Qué le falta a Castilla-La Mancha para  que sea un referente musical?  

Una gran orquesta sinfónica. Tenemos ocho conservatorios, que forman a grandes profesionales y tenemos a músicos castellanomanchegos de muy alto nivel. Formamos gente y cantera pero no tenemos ese paso de la Orquesta Sinfónica de Castilla-La Mancha, es una de mis máximas ilusiones y así se lo he trasladado en varias ocasiones al presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page. Creo que se debería crear cuanto antes.

 

¿Y hay cantera de trompetistas?

Sí, y además muy buena. Mis inicios, como el de mucha gente, fueron en el Conservatorio Marcos Redondo de Ciudad Real. Hay nivel, y nos toca hacer un pequeño esfuerzo para crear que Castilla-La Mancha tenga su Orquesta Sinfónica  

Ha tocado ya con los directores más grandes y ha actuado en muchos países. ¿Qué es lo que le queda por hacer?

Muchísimo, desde mi siguiente álbum, que tengo mucha ilusión para llevarlo a cabo, hasta llegar más a la  gente que no está cerca de la música clásica, pues  son muchas las personas que se acercan a decirme que nunca hubieran imaginado emocionarse tanto con una trompeta.

¿Para cuándo ese álbum?

Estaba planeado para grabarse en mayo, pero no se pudo por el COVID. No tenemos fecha, pero nos gustaría empezar a grabarlo en diciembre dependiendo de la evolución de la pandemia. Me gustaría que se presentara en 2022.

¿Y hay más proyectos de futuro encima de la mesa?

Pues estamos recuperando todos los conciertos perdidos durante la pandemia, y estoy muy ilusionado porque por primera vez tocaré en Brasil como solista y volveré de nuevo a otros muchos lugares como Japón, Estambul, etc. En los próximos meses no me voy a aburrir.

 

Madridista por los cuatro costados. ¿Su sueño es tocar en el nuevo Bernabeu?

Sería impresionante, y lo que me está planteando es uno de mis sueños. Solo con pensarlo se me ponen los pelos de punta. El Real Madrid es una de mis pasiones, y hasta  me cambia el estado de ánimo tanto si gana como si pierde. Es de las pocas cosas que me pueden influir en un concierto, y le aseguro que cuando gana el Real Madrid hago un mejor concierto.