scorecardresearch

Torre de Abraham protesta por el recorte al riego por la CHG

M. Lillo
-

La comunidad de regantes ve «injusto» que sólo se le asignen 11 hectómetros cúbicos cuando los embalses cuentan con mayor reservas que el año pasado

Torre de Abraham protesta por el recorte al riego por la CHG - Foto: tomas fernandez de moya

La Comunidad de Regantes de Torre de Abraham no está conforme con la asignación de agua para riego para la campaña de este año. Su presidenta, María del Mar Rodríguez, ve «injusto» que la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) le haya asignado 11 hectómetros cúbicos para esta finalidad, frente a los «17 ó 18» que solicitaba dicha comunidad. Por esta razón, avanzó que protestarán por esta decisión aunque no concretó la forma en la que canalizarán dicho malestar. 

La Comisión de Desembalse del organismo de la cuenca aprobó ayer la dotación relativa a las aguas superficiales y materializó el recorte que avanzó en la Junta de Explotación celebrada tras la Semana Santa, si bien, introdujo algunas leves modificaciones. 

En concreto, en el caso de Torre de Abraham, incrementó de 10 a 11 hectómetros cúbicos la dotación asignada, un volumen de agua que la comunidad de regantes sigue viendo insuficiente. «Lo han aumentado en un hectómetro porque es lo que se ha recuperado la presa en estos días, pero las cuentas no salen», afirmó a este diario la presidenta de dicha comunidad de regantes. 

Explicó que el año pasado, cuando los embalses de Torre de Abraham y del Gasset contaban con menos reservas, en concreto, con 40,7 hectómetros, la CHG dejó una reservas de 32,4 hectómetros cúbicos para contar con los recursos suficientes para el consumo humano y el caudal ecológico, mientras que en esta ocasión, cuando ambos embalses suman 52,5 hectómetros cúbicos, la dotación que les asignan para regadío sigue siendo baja, dejando en este caso una reserva de más de 40 hectómetros, por lo que Rodríguez ve margen para que se aumente la dotación para regadío. 

«Estos pueblos se mueren», lamentó la presidenta de la Comunidad de Regantes de Torre de Abraham, quien criticó que los agricultores, por su parte, tienen que «seguir haciendo frente a los pagos». Recordó que será el segundo año de recortes al riego tras los 8,3 hectómetros cúbicos asignados en 2020, cuando les faltó para el maíz tardío y la CHG rechazó ampliar en un hectómetro cúbico el volumen asignado. 

Por su parte, en el caso de la Comunidad de Regantes del Gasset el volumen de riego asignado también ha aumentado ligeramente. Ha pasado de los 260.000 metros cúbicos planteados en la Junta de Explotación a los 500.000 aprobados en la Comisión de Desembalse de ayer, según informó a este diario su presidente, Cesáreo Salcedo, quien explicó que había reclamado no obstante que dicha dotación se incrementara hasta un hectómetro. Por ello, calificó de «racaneo» la actitud de la CHG. Por su parte, desde la Comunidad de Regantes de Peñarroya no esperaban novedad en cuanto a los 30 hectómetros asignados al estar casi al 100% el embalse y el Vicario también informó del mantenimiento de los 650.000 metros cúbicos ya avanzados.