Se buscarán «nuevos enfoques» para el Trabajo Garantizado

Manuela Lillo
-
Se buscarán «nuevos enfoques» para el Trabajo Garantizado

Realizará un seguimiento ya que sólo uno de los 22 beneficiarios tiene empleo

Nuevos enfoques para el Plan de Trabajo Garantizado. Este es el planteamiento que baraja ahora el equipo de Gobierno municipal después de que este programa no esté dando aún todos los frutos esperados, ya que sólo uno de los 22 beneficiarios del mismo se encuentra actualmente trabajando y lo hace en un plan de empleo para mayores de 55 años.
La portavoz del equipo de Gobierno, Sara Martínez, afirmó ayer que el Instituto de Promoción Económica, Formación y Empleo (Impefe) y la Concejalía de Acción Social realizarán «un seguimiento» del mismo y podrían incorporar «nuevos puntos y nuevos enfoques» a la vista de los resultados que arroja y que dio a conocer el lunes este diario, de manera que la garantía laboral sólo ha llegado a un beneficiario y lo ha hecho de manera temporal.
El Plan de Trabajo Garantizado fue la principal apuesta en materia laboral del Ayuntamiento de Ciudad Real. A propuesta de Ganemos, el equipo de Gobierno trazó una alianza también con los sindicatos CCOO y UGT para, a través del Impefe, poner en marcha un proyecto que fuera más allá de los planes de empleo y que combinara la formación con el desarrollo de un puesto de trabajo durante seis meses para 25 personas en situación de vulnerabilidad. 22 de ellas consiguieron culminarlo, pero de momento sólo una cuenta con un puesto de trabajo.
De este modo, Martínez comentó que la idea del equipo de Gobierno es «continuar con el proyecto», pero modificando algunos aspectos que permitan una mayor empleabilidad. De hecho, el Ayuntamiento ya anunció una subvención de 1.000 euros para los empresarios que contraten a algunos de estos trabajadores de forma indefinida. Aún así, a la vista de los resultados, el programa no está dando los frutos esperados.
El Plan de Trabajo Garantizado  se puso en marcha en junio del año pasado y se desarrolló hasta el pasado mes de diciembre. Supuso una inversión de 210.508 euros del presupuesto municipal. De hecho, fue uno de los proyectos que reclamó el grupo Ganemos al equipo de Gobierno a cambio de aprobar el presupuesto de 2018. Ahora, el equipo de Gobierno apunta al seguimiento que se realizará de quienes se beneficiaron del mismo y a «nuevos enfoques» del mismo.