El pago a proveedores se cerró con una media de 7,72 días

Manuela Lillo
-
El pago a proveedores se cerró con una media de 7,72 días - Foto: Tomás Fernández de Moya

El Ayuntamiento de Ciudad Real ha mantenido el cumplimiento del periodo marcado para abonar las facturas a las empresas que le proveen de bienes, servicios y suministros

El periodo medio de tiempo que el Ayuntamiento de Ciudad Real tarda en pagar a sus proveedores se cerró el año pasado en una media de 7,72 días de media en el mes de diciembre en relación a los desembolsos que realiza la administración local desde la propia Casa Consistorial y también a través de sus organismos autónomos, como es el caso del Impefe o el Patronato Municipal de Deportes.
En concreto, en la propia Casa Consistorial, el plazo medio que tardó la administración local en abonar los productos o suministros que le administran las empresas se situó en los 8 días, mientras que en el caso del Impefe apenas llegó a los tres días y en Patronato Municipal de Deportes ni tan siquiera en un día.
El pago a proveedores ha sido uno de los puntos en los que más ha insistido el equipo de Gobierno municipal que ha hecho hincapié en su intención de pagar lo antes posible a quienes les suministran productos y servicios, en muchos casos pequeños y medianos empresarios que vieron como en años atrás, los plazos se ampliaban e incluso ponían en riesgo sus sociedades. Esta situación era compartida por gran parte de los ayuntamientos de España y de ahí que durante el primer mandato de gobierno de Mariano Rajoy pusiera en marcha el llamado plan de pago a proveedores, que permitió a muchos ayuntamientos acogerse a inyecciones de crédito a través del ICO para saldar su deuda con los proveedores. Eso motivó a su vez la aprobación de un plan de ajuste en el Ayuntamiento de Ciudad Real al que puso fin el año pasado el equipo de Gobierno municipal tras liquidar la deuda pendiente en el mismo.
La normativa que salió adelante con el fin de regular el pago a los proveedores y evitar situaciones de demora como las que llegaron a afectar años atrás a muchos empresarios se estableció en 30 días desde la presentación de su factura hasta su validación y otros 30 desde su autorización a su desembolso. En muchas ocasiones, como, por ejemplo, en diciembre de 2017, el Ayuntamiento de Ciudad Real no dio lugar a agotar esos plazos y registró una «mayor celeridad en los pagos. La cifra de cierre del año, en diciembre, supone una mejora en relación con el periodo medio de pago de un mes antes, noviembre de 2018, cuando se situó en una media de 9 días.