La brecha salarial es del 26%: ellos cobran 5.000 euros más

I.G.Villota
-

Las mujeres sufren más jornadas parciales que los hombres, prácticamente toda la inactividad por cuidados y la mayoría de los contratos de menos de 7 días, según el informe de CCOO

La brecha salarial es del 26%: ellos cobran 5.000 euros más - Foto: Yolanda Lancha

La brecha salarial alcanza el 26 por ciento en Castilla-La Mancha: ellos cobran 5.000 euros más al año que ellas. Casi 23.000 euros de media los hombres y algo más de 18.000 las mujeres. Así lo revela el informe elaborado por el sindicato Comisiones Obreras con motivo del Día Internacional de la Igualdad Salarial. Un documento elaborado con datos oficiales del INE, del SEPE, de la Seguridad Social o de la Agencia Tributaria.
¿Por qué ellos cobran más que ellas? El documento responde con datos como que las mujeres sufren más jornadas parciales, prácticamente toda la inactividad por cuidados y la mayoría de los contratos de menos de 7 días, que ni siquiera se pueden considerar un empleo.
La tasa de actividad de la mujeres en la región en 2019 se sitúa en el 51,5 por ciento frente al 65 por ciento de los hombres. El 86 por ciento de las mujeres que trabajan lo hacen en el sector servicios, caracterizado por la precariedad y la temporalidad, frente al 57 por ciento de los hombres.
Los hombres trabajan en mayor medida en la industria, con trabajos más estables y mejor pagados, mientras que más del 30 por ciento de las mujeres se dedican a la restauración y el comercio, empleos aparejados a jornadas parciales y salarios bajos.
La jornada parcial tiene cara de mujer. El 27 por ciento de las mujeres ocupadas la tienen frente al 5,4 por ciento de los hombres. «La jornada parcial está feminizada y determina la pobres», indicó la secretaria regional de Empleo y Políticas Sociales de CCOO, María Ángeles Castellanos, quien presentó el informa junto a  la secretaria regional de Mujeres e Igualdad del sindicato, Rosario Martínez.
La temporalidad de los contratos es otros de los motivos de la brecha salarial. En el caso de las mujeres es del 28,8 por ciento, dos puntos por encima de los hombres. Ocurre en el sector privado pero especialmente en el público. La tasa supera el 32 por ciento frente al 20,8 de los varones.
La tasa de paro femenino es del 21,3 por ciento casi 10 puntos por encima del masculino. Respecto al paro registrado, el 64 por ciento son mujeres.
Si analizamos la inactividad la desigualdad es aún más brutal. El  94 por ciento de las personas que no pueden acceder a un trabajo por encargarse de cuidados son mujeres.
Respecto a las contrataciones, el 32 por ciento de los contratos de mujeres duraron menos de siete días. «Eso no se puede considerar un empleo», apuntaron desde el sindicato.
Una vez jubiladas, la desigualdad se acrecienta. La brecha salarial en las pensiones roza el 39 por ciento. Es especialmente acusada en Guadalajara, superando el 50 por ciento, aunque esta es la provincia con pensiones más altas para mujeres y hombres.
Un hombre en Guadalajara cobra 1.200 euros de media y una mujer en Cuenca 725. «Ambos tienen las mismas necesidades», recalcan desde CCOO.