Las infecciones matarán a más de 26.000 españoles este año

Agencias
-
Las infecciones matarán a más de 26.000 españoles este año - Foto: PIROSCHKA VAN DE WOUW

Los expertos estiman que la cifra de fallecimientos causados por bacterias que no responden a los antibióticos multiplicará por 22 a los producidos por accidentes de tráfico durante 2019

Más de 26.000 españoles morirán en los 30 días siguientes al diagnóstico de algún tipo de infección causada por bacterias multirresistentes a los antibióticos este año. Este pronóstico se deriva de un informe de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (Seimc) presentado ayer antes de la inauguración de su XXIII Congreso Nacional, que se celebra hasta mañana en Madrid. 
Esto supone que se multiplicarán por 22 los fallecimientos producidos por accidentes de tráfico en el país en 2019. De acuerdo con sus estimaciones, con datos de 133 hospitales, 221.958 pacientes sufrirán una infección por bacterias multirresistentes. 
«No es una sorpresa porque España está a la cabeza en consumo de antibióticos sin ningún motivo epidemiológico y es uno de los primeros en Europa por infecciones de este tipo. Hemos usado los antibióticos de forma errónea», alertó el presidente de la Seimc, José Miguel Cisneros. 
Este segundo registro «confirma la magnitud y la gravedad» de las infecciones por bacterias multirresistentes en España, así como los datos de estimaciones de muertes del año pasado, que cuantificaron más de 35.000 fallecimientos. 
Los expertos califican de «amenaza a la salud pública de primera magnitud» el problema de la resistencia a antibióticos, y avisan de que España aún tiene tareas pendientes. Así, lamentan, por ejemplo, al igual que el año pasado, que el Plan Nacional de Resistencias a los Antibióticos (PRAN), cinco años después de su puesta en marcha, «no cuenta con una asignación específica en los Presupuestos Generales del Estado». 
Además, también urgen a crear «con carácter urgente» la especialidad de Enfermedades Infecciosas en España. 
«Somos autodidactas y los españoles tienen derecho a ser atendidos por especialistas cuando sufren infecciones graves y complejas, al igual que son atendidos por cardiólogos expertos cuando sufren una enfermedad cardiaca», defendió Cisneros. 
«Estamos en un momento crucial en enfermedades infecciosas. Parece casi un error administrativo que aún no tengamos una especialidad», añadió el presidente del Comité Científico del congreso, Rafael Cantón. En el mismo sentido, el vicepresidente de la Seimc, Jordi Vila, recordó que, pese a todo, España es una «referencia» en infecciones y Microbiología Clínica, terrenos en los que es un país puntero en actividad científica. 
Vila insistió en la importancia de redoblar los esfuerzos contra la resistencia a los antibióticos, pues «los microorganismos mutan constantemente». «Pueden aparecer nuevas infecciones. Hace 10 años nadie pensaba que el virus del Zika pudiera llegar a España y llegó el mosquito que lo contiene», alertó.