La llegada de empresas al vivero se triplica desde 2013

D. R.
-
Fachada del Parque Empresarial Vicente Buendía de Puertollano. - Foto: D. R.

El Parque Empresarial Vicente Buendía cerró 2018 con doce firmas implantadas de diferentes sectores productivos y con una ocupación del 75 por ciento del espacio total que oferta.

El Parque Empresarial Vicente Buendía de Puertollano, ubicado en el polígono industrial La Nava y propiedad de la Cámara de Comercio de Ciudad Real, cerró el pasado año de 2018 con doce empresas instaladas pertenecientes a diferentes sectores productivos, entre ellos tratamiento de residuos, prevención de riesgos laborales, andamiaje, ingeniería, consultoría, distribución de agua embotellada, construcción e informática. De este modo, el número de firmas instaladas en este edificio inaugurado en 2019 se ha visto triplicado en el último lustro, pasando de sólo cuatro en 2013 a las doce actuales.
Fuentes de la Cámara de Comercio de Ciudad Real consultadas por este diario apuntaron que el nivel de ocupación del ‘Vicente Buendía’ llegó al 75 por ciento al cierre de 2018, sobre todo gracias a sus naves industriales. No en vano, todas sus naves están ocupadas, mientras que el porcentaje relativo a oficinas asciende a un 42 por ciento.
Cabe destacar que el Parque Empresarial cuenta con seis naves industriales, 29 oficinas y un despacho. Cada nave industrial cuenta con 100 metros cuadrados de superficie y disponen de servicio eléctrico y telefónico individualizado, cableado informático, tomas de voz y datos para conexión de terminales telefónicos y montaje de red informática, control de accesos mediante sistema de proximidad por radiofrecuencia, vídeo portero a color y tomas de corriente trifásica, agua y desagüe. Por su parte, las oficinas están dotadas de servicio eléctrico y telefónico individualizado, calefacción y aire acondicionado individual, cableado informático, tomas de voz y datos para conexión de terminales telefónicos y montaje de red informática, control de accesos mediante sistema de proximidad por radiofrecuencia, vídeo portero color y mobiliario (opcional).
Desde la Cámara de Comercio se valoran los datos de ocupación del Parque Empresarial Vicente Buendía, destacando que 2018 ha vuelto a mostrar un incremento en la ocupación de este vivero de empresas, algo que se inició en el año 2015 y que se ha mantenido desde entonces gracias al convenio de colaboración suscrito entre la institución cameral y el Ayuntamiento la ciudad industrial y a las diferentes acciones desarrolladas por ambos organismos «con el objetivo de potenciar la economía local y la competitividad de sus empresas».
De este modo, la Cámara de Comercio asegura que «sigue viendo como los emprendedores y las empresas confían en alojarse en unas instalaciones modernas y dotadas de todas las tecnologías y el equipamiento necesarios para el desarrollo de su actividad profesional». Es por ello que el objetivo para este año que acaba de comenzar «volverá a ser consolidar esa tendencia al alza y servir de apoyo a las empresas para potenciar su crecimiento y su competitividad».


Acciones formativas. Además de ofertar espacios para la instalación de empresas, la Cámara de Comercio de Ciudad Real también apuesta por la mejora de las capacidades de empresas y emprendedores. Así, durante el pasado año, la institución cameral llevó a cabo en Puertollano -en colaboración con el Ayuntamiento- tres cursos formativos centrados en aspectos tan variados como técnicas de escaparatismo, redes sociales para el pequeño comercio e internacionalización. Todas estas acciones formativas lograron reunir a alrededor de 70 profesionales de la comarca puertollanense.