scorecardresearch

La pandemia crece sin freno en las grandes ciudades

R.Ch.
-

La crisis del coronavirus dispara los contagios en Ciudad Real capital, Puertollano, Valdepeñas o Manzanares, donde el número de positivos prácticamente se triplica en apenas siete días

La irrupción de la variante omicrón en la provincia acelera los contagios por coronavirus, especialmente, en los municipios más poblados de la provincia. Solo durante la pasada semana, municipios como Ciudad Real, Puertollano, Valdepeñas o Manzanares triplicaron el número de contagios en relación con la semana anterior y municipios como Membrilla, Manzanares, Malagón o Alcázar de San Juan llegan a las puertas de la Navidad en situación de riesgo muy alto por la transmisión de la enfermedad.

El mayor número de positivos se concentró la pasada semana en la capital. Según los datos semanales que ofrece el Gobierno regional de la evolución de la pandemia, en Ciudad Real se detectaron 225 positivos, el pico de contagios más alto desde finales de enero, cuando la provincia rebajaba la curva de positivos que arrastró las celebraciones navideñas de 2020.La incidencia en la capital crece más de 270 puntos en una semana y sitúa al municipio más poblado de la provincia en riesgo alto.

Puertollano es otro de los municipios en los que los casos se triplican de la semana 49, la del puente de la Constitución, a la semana 50, del 13 al 19 de de diciembre, a las puertas de la Navidad. Según recoge la Sanidad regional los positivos han pasado de 31 a 80, con una incidencia que crece a 238 puntos, 150 más que hace solo siete días, y la más alta desde mediados de agosto, en riesgo medio. 

En ese nivel de alerta por la propagación del virus está también Tomelloso. Aunque los contagios crecen de forma más moderada, de 21 a 47 en solo siete días, la incidencia también roza los 200 puntos, y es necesrio volver a ese mes de agosto para encontrar una cifra similar de contagios.

Peor es la evolución que presenta Alcázar de San Juan, el primer municipio de los más poblados que pasa a riesgo muy alto. Los contagios rondan los 80 semanales desde finales de noviembre y esta semana acumula otros 82. La incidencia está en más de 500 contagios por 100.000 habitantes, algo que no pasaba desde febrero.

Valdepeñas es otro de los municipios en los que los contagios se triplican. De 30 contagios confirmados por pruebas PCR o similares en la semana del puente de la Constitución se ha pasado  87. El riesgo es alto. Un escalón por encima de ese nivel está Manzanares, la otra localidad de la provincia que, junto a la capital, supera la barrera del centener de positivos la pasada semana. Hasta 114 contagios se detectaron siete días, con una incidencia que acelera hasta los 863 puntos. Desde el pico alcanzado en verano no se daban esos datos, que son todavía más altos en la localidad vecina de Membrilla. Aquí la incidencia se dispara por encima de los 2.300 puntos a pesar de que los contagios se han reducido en la pasada semana: de 78 a 59 aunque el riesgo sigue siendo muy alto.

Otras localidades donde el paso del puente de la Constitución ha provocado un incremento de los contagios ha sido Daimiel, donde la incidencia crece 200 puntos, Bolaños, donde también ronda ese aumento de la incidencia, como también ocurre en La Solana