Un 95% del alumnado logra plaza en el centro que quería

Redacción
-

La consejera de Educación, Rosa Ana Rodríguez, destacó que este porcentaje está un punto por encima con respecto al curso que acaba de terminar. De las 49.834 solicitudes presentadas han obtenido plaza en su primera opción 47.307 alumnas y alumnos

El próximo curso escolar en Castilla-La Mancha comenzará el 9 de septiembre. - Foto: Ví­ctor Ballesteros

Un 94,93%de las alumnas y alumnos de Castilla-La Mancha que han solicitado plaza en el primer curso de 2º Ciclo de Educación Infantil, en el 1º curso de Educación Secundaria y en el 1º curso de Bachillerato la han obtenido en el centro en el que la han solicitado en primera opción, según los resultados de la baremación definitiva y la adjudicación provisional publicada ayer por la Consejería de Educación y Cultura.
La consejera indicó que de las 49.834 solicitudes presentadas han obtenido plaza en su primera opción un total de 47.307 alumnas y alumnos. Esto supone un incremento de un punto con respecto al pasado curso escolar, donde obtuvieron el centro elegido en primera opción el 93,9 por ciento de los solicitantes.
En concreto, en las enseñanzas obligatorias (Infantil, Primaria y Secundaria) de las 35.773 solicitudes presentadas han obtenido plaza en su primera opción 33.472 solicitudes, es decir, un 93,57%.
Por lo que se refiere al Bachillerato, de las 14.061 solicitudes han obtenido plaza en su primera opción 13.540 solicitudes, es decir, un 96,29%.
Para Rodríguez, este incremento «viene a demostrar el esfuerzo que realiza el Gobierno regional, año a año, para dar respuesta a las necesidades educativas de los castellano-manchegos y a la preferencia que manifiestan las familias a la hora de elegir centro escolar».
En este sentido, la consejera de Educación de Castilla-La Mancha  recordó que la normativa exige que todos los alumnos deben ser «escolarizados en los municipios en los que están empadronados».
Los padres al rellenar el impreso de admisión puede concretar hasta seis opciones ordenadas por orden de preferencia, De tal manera que si no hay plazas disponibles en el centro educativo marcado como primera opción se pasa al segundo y así sucesivamente. En el caso de que los padres sólo hayan marcado una única opción es la Consejería la que asigna el centro en el caso de que no haya plazas en  el colegio marcado por los padres del alumno. Eso sí, siempre en el municipio en el que se hallen empadronados.
La consejera también quiso agradecer el trabajo que han realizado los servicios de la Consejería para que este proceso se haya podido desarrollar de manera normalizada a pesar de las dificultades provocadas por la crisis sanitaria del Covid-19.