scorecardresearch

Los PGE mantienen la inversión provincial y apuestan al tren

R. Ch.
-

176 millones de euros llegarán de forma directa a la provincia en 2023. De cada euro, 46 céntimos irán a infraestructuras ferroviarias.

Un tren AVE a su paso por la estación de Ciudad Real. - Foto: Rueda Villaverde


Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2023, los terceros que elabora el Ejecutivo de coalición de PSOE y Unidas Podemos, mantendrán las cifras de inversión directa en la provincia de Ciudad Real de este ejercicio, aprovechando al máximo el impulso de los fondos comunitarios que disparan la inversión en infraestructuras en España a cifras históricas, aunque, eso sí, sin desarrollar aún proyectos estancados que, tampoco esta vez, salen del papel.

El dato de inversión directa prevista para Ciudad Real en las cuentas de María Jesús Montero ronda los 176 millones de euros, prácticamente la misma cantidad que está previsto ejecutar este 2022 y por encima de los algo más de 100 millones consignados en 2021, las primeras del PSOE y de Unidas Podemos, y en 2018, en las últimas de Mariano Rajoy que permanecieron prorrogadas durante tres ejercicios.

Adif y el tren vuelven a ser los grandes protagonistas de las cuentas del Estado. De cada euro que el Ejecutivo tiene previsto gastar en Ciudad Real el año que viene, casi la mitad, 46 céntimos, serán para pagar proyectos relacionados con el ferrocarril. El más importante, el corredor de la red transeuropea de transportes, que recibe un empujón de 25,5 millones de euros, más otros 25,5 en la alta velocidad. También habrá dinero, otros 21 millones, para el corredor ferroviario Mérida-Puertollano, una conexión que en lo que se refiere al asfalto se vuelve a perder en el papel. Hacienda, a través del Ministerio de Transportes, mantiene viva la A-43 entre Ciudad Real y Extremadura, aunque sea con una partida de 499.930 euros, sin especificar nada más: si será por el norte, por el sur y sin saber plazos después de que este proyecto lleve apareciendo en los presupuestos desde hace ya un cuarto de siglo, desde 1997, con José María Aznar en Moncloa.

No hay noticias tampoco de dinero para acondicionar la N-430, para la que en verano se formalizó el contrato de redacción del estudio informativo con una inversión prevista de 350 millones, aunque sí hay medio millón para la variante de Piedrabuena y otro medio millón más para la de Fuente el Fresno, como parte de la conexión hacia Toledo por autovía y para la que hay otros 250.000 euros con el fin de redactar el estudio informativo que permita duplicar la N-401 hasta el desvío a Urda. A esas inversiones se une una novedad este año en el presupuesto: la variante suroeste de la capital, la que unirá la N-430 con la A-41. Se trata de un proyecto recogido en el Plan de Modernización de la capital y para el que se destinarán medio millón de euros.

En el área de Fomento, además del dinero para mantenimiento de la A-4, 35,2 millones, la partida más importante de todas las cuentas del Estado en 2023, o de actuaciones generales de conservación en otras vías, 14,9 millones más, la inversión más importante es la de la variante de Puertollano. De un año a otro se dobla el dinero que irá a parar para rematar una infraestructura de 12,7 kilómetros y que allá por 2027, cuando está prevista su conclusión, habrá superado los 103 millones de euros de inversión.

 Las cuentas de 2023 presentadas ayer por el Ministerio de Hacienda también ponen 'nombre' a inversiones en Tomelloso, a cuenta del Ministerio de Justicia, 30.000 euros, en la mejora de cuarteles de la Guardia Civil en la provincia (781.000 euros), o en el plan de transición energética dentro de la administración del Estado, por más de 1,4 millones, además de 900.000 euros que irán a la intervención en el castillo de Montiel o los más de 400.000 euros que se reservan para la inversiones en la rehabilitación de las caballerizas del Museo Nacional del Teatro, en Almagro.

El programa inversor del Gobierno incluye también los organismos autónomos, donde aparecen, por ejemplo, las obras que se realizarán en el penal de Herrera de la Mancha, por algo más de dos millones, o la esperada nueva Comisaría de la Policía Nacional de Puertollano, que recibirá otro empujón de 3,5 millones en el presupuesto.

Además, el Gobierno tiene previsto invertir en 2023 un total de 13,9 millones de euros en el área de Memoria Democrática y en la aplicación de la nueva ley, que esta misma semana ha sido aprobada definitivamente tras superar el trámite en el Senado. Los fondos irán, entre otras, destinados a exhumaciones. Así, entre las distintas partidas destaca la dedicada al plan de exhumaciones, que recibe tres millones de euros y se otorgan subvenciones a los ayuntamientos de Jaén y Huelva y a la Diputación de Ciudad Real para la exhumación de fosas comunes de la guerra civil.