Bulos que llegan a la consulta

SPC
-
Bulos que llegan a la consulta

Alimentación, homeopatía y vacunas son los temas sobre los que más 'fake news' hay y de los que más se suele preguntar al médico

Lo que se lee en internet, lo que se ve en las redes sociales, lo que hace una amiga, lo que le recomienda quién sabe quién a tu sobrina, lo que me cuenta la vecina en el ascensor... Cada paciente es un mundo, pero a veces se pueden dejar llevar por fake news que también afectan a diferentes campos de la salud.
Lo mejor para salir de dudas es acudir al médico de cabecera para obtener las soluciones desde la información veraz, constrastada y adaptada a cada caso.
La desinformación sanitaria es común en los tiempos que corren y la alimentación, la vacunación y la homeopatía son los temas sobre los que más bulos circulan entre los pacientes que asisten a las consultas de Atención Primaria. Así se ha revelado en una encuesta realizada a casi 800 médicos de toda España de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG).
En concreto se realizaron 792 encuestas a médicos de familia y, a partir de ellas, los responsables de la iniciativa #SaludSinBulos, cuyo coordinador es Carlos Mateos, y la SEMG han elaborado la primera guía contra los bulos en Atención Primaria.
Este documento pretende servir de ayuda a todos los médicos que se enfrentan con pacientes desorientados por el bombardeo de bulos de salud en su entorno físico y digital.
Es el primer paso para que los pacientes dejen de confiar en charlatanes y sigan confiando en su médico, que es quien se encarga de desmontar con argumentos científicos estos bulos y de recomendar las web de salud acreditada y cómo buscar información veraz.
Estas cuestiones se abordan en la guía porque, según el presidente de la sociedad, Antonio Fernández-Pro, cada vez se ven más pacientes que dicen que «tienen tal enfermedad porque lo han visto en internet o se lo ha dicho su vecino o que le han pasado a través de un mensaje de Whatshapp que determinada cosa es buena para el cáncer».
Y los médicos de familia, según sus palabras, «no se pueden quedar indiferentes» ante esta realidad que deben de afrontar estando más preparados.
«Hay que señalar a quien difunde una información falsa», según Mateos, quien denunció el «desastre» de Youtube a la hora de buscar vídeos de salud porque, constató, hay «auténticas barbaridades muy bien posicionadas».
Fernández apuntó que lo deseable sería que existiera algún «filtro o criba» como la de una agencia externa de prestigio, formada por profesionales sanitarios, que tuvieran que acreditar que una web de salud o alimentación goza del sello de calidad para difundir los contenidos que se ven. Asimismo, consideró que es muy difícil para un solo organismo autorizado hacer esa labor porque son millones de webs y, por eso, la única vía que ve es «la colaboración de muchas entidades y canalizarla en algún sistema de inteligencia colectiva».