scorecardresearch

El cine español marca otro año de mínimos históricos en taquilla

Agencias
-

Las películas nacionales vuelven a hundirse y terminarán previsiblemente este 2021 con una recaudación inferior a los 40 millones de euros, la cifra más baja de las últimas dos décadas

El cine español marca otro año de mínimos históricos en taquilla

El cine español cerrará previsiblemente este 2021 con una taquilla inferior a los 40 millones de euros, lo que supone la cifra más baja del siglo XXI y una recaudación menor a la del año anterior, marcado por la llegada de la pandemia, según datos provisionales del Ministerio de Cultura y Deporte. Pese al impulso que ha cogido la taquilla en el último mes gracias a estrenos como Way down, de Jaume Balagueró o El buen patrón, de Fernando León de Aranoa, o la recuperación que siempre supone el anuncio de las candidatas a los Goya, la recaudación registra 34,7 millones de euros y 5,8 millones de espectadores, a falta de las cifras de diciembre.

Con estos datos, este ejercicio se quedará previsiblemente por detrás del 2020, cuando el cine español anotó un total de 43 millones de euros y 7,3 millones de espectadores, cifra que ya entonces supuso la peor marca de las últimas dos décadas. Ese año, pese a empezar a muy buen ritmo los dos primeros meses, estuvo marcado por el confinamiento general y las reducciones de aforo, que perjudicaron la taquilla. En 2021 también ha habido restricciones sanitarias, por lo que las cifras siguen marcadas por el coronavirus. Es por ello que se sigue muy lejos de años precedentes, como 2019, cuando se alcanzaron los 94,1 millones de euros y 16 millones de espectadores.

Al igual que ocurrió el año pasado, gracias al buen hacer de Padre no hay más que uno 2, Santiago Segura ha vuelto a salir al rescate de la taquilla española este 2021 con la comedia A todo tren. Destino Asturias, que logró recaudar 8,4 millones de euros y sumar 1,5 millones de espectadores. De esta forma, Segura vuelve a convertirse por segundo año consecutivo en el director más taquillero del año, con un reparto encabezado por Leo Harlem y Florentino Fernández.

Tras este título, Way down, estrenada a mediados de noviembre, parece impulsar la taquilla nacional a final de año, con 3,5 millones de euros recaudados y 562.893 espectadores con apenas tres semanas en cartelera. La comedia Operación Camarón ocupa la tercera posición, mientras el drama Maixabel, la cinta de Icíar Bollaín sobre los arrepentidos de ETA, también alcanza buenos números.

Esta dramática realidad ya ha sido tratada recientemente por los productores de cine español. Mariela Besuievski, miembro de la junta directiva de la Asociación Estatal de Cine, califica como «preocupante» la situación actual de la recaudación de taquilla en las salas, pero alerta de que las medidas para paliar las pérdidas provocadas por el «huracán» de la pandemia aún tardarán en llegar.