scorecardresearch

«La cantera debe ser protagonista»

Eduardo Gómez
-

Jesús Herrero (14-9-1979) afronta su primera temporada como técnico del primer equipo del Vestas Alarcos después de una larga carrera como jugador y ser entrenador de las categorías inferiores

Jesús Herrero. - Foto: Rueda Villaverde

¿Cómo afronta esta temporada?
Con mucha ilusión y muchas ganas. La pretemporada ha sido muy larga y hemos tenido tiempo para entrenar  y preparar el estilo de juego que deseamos desde el cuerpo técnico.  Ha habido partidos buenos, otros menos buenos, pero ilusionados ante este inicio y con muchas ganas de comenzar. La competición será luego la que nos vaya poniendo en nuestro sitio.

 

¿Qué filosofía de juego le gustaría que tuviese su equipo?
Quiero una defensa aguerrida y que nos apoyemos en la portería. Defender y correr son señas de identidad que debe tener el equipo. En ataque quiero tener una variedad y una riqueza táctica que nos permita adaptarnos a los distintos partidos.

 

¿Está satisfecho con la plantilla?
Es una plantilla acorde a los tiempos económicos que corren y estoy muy contento. Quizá nos falte un lateral zurdo, pero hay alternativas. 

 

Con siete incorporaciones, será necesario tiempo para que se acoplen…
Los jugadores que han venido deben adaptarse a nuestro método, a unos les cuesta más y a otros menos, pero para eso ha estado la pretemporada. Hay margen de mejora, pero en líneas generales, estoy contento. 

 

¿Qué le parece el formato de competición, donde se arrastran los puntos contra los rivales directos de la siguiente fase?
Desde la primera jornada te juegas puntos que te van a valer toda la temporada. Incluso creo que los puntos de esta primera fase son más importantes que los de la segunda porque suponen unos cimientos en los que ir apoyándote. El año pasado pasamos a la siguiente fase con 4 puntos y fue muy difícil remar hacia las posiciones que daban opciones de ascender. El objetivo ahora mismo que me planteo no es luchar por subir, sino habernos preparado para empezar bien la competición y luego el tiempo nos irá poniendo en nuestro lugar. 

 

¿Cómo está viviendo dirigir a jugadores que antes fueron sus compañeros en esta primera experiencia como técnico de la primera plantilla?
Llevo entrenando muchos años y como jugador pasé por muchos vestuarios de muchas categorías. Como profesional de la psicología, me gusta mucho ese aspecto y cuando eres jugador te preocupas casi que solo de una cabeza y ahora te tienes que preocupar de casi 20. 

 

¿Qué papel van a tener las categorías inferiores?
La gente de Ciudad Real tiene que tener protagonismo. Son tiempos difíciles económicamente para fichajes de renombre y la cantera debe ser protagonista. Rara es la semana que no llamo a algún canterano para entrenar. El año pasado ya entró gente en el primer equipo y hay que seguir apostando por ellos. 

 

Que haya público debe ser un factor importantísimo…
Y tanto. Cuando la gente acude al Quijote Arena es un apoyo más. La Peña La Batalla siempre está en los buenos y en los malos momentos y al resto del público le animo a que venga a vernos. Espero que haya un buen ambiente, el primer partido en casa ya será llamativo, ante un filial como el del Barça. A Ciudad Real le gusta el balonmano y esperamos generar ese buen ambiente que tanto gusta. 

 

¿A qué equipos ve como rivales directos para estar en la zona alta?

Nuestro inicio va a ser ante equipos que previsiblemente van a estar arriba. Para nosotros es un Tour de Francia que va a empezar ya con la montaña. Para mí, el máximo favorito es Alicante y luego estarán Puerto Sagunto, Barça B, Málaga, Córdoba, los conjuntos catalanes… Los cuatro primeros rivales que tenemos serán de los favoritos.

 

¿Cuál es el nivel de la categoría?

En la categoría ahora hay 20 equipos, antes 16, y todos se han reforzado muchísimo. Se empieza a parecer a la División de Honor Plata que conocíamos antes.