scorecardresearch
José Rivero

Doble Dirección

José Rivero


Alcalde en la sombra

21/09/2022

El 9 de septiembre pasado, en el muro de Facebook de Francisco José Martínez Carrión,dejaba el llamativo comentario que no ha sido cuestionado ni rebatido por algún interesado en uno u otro sentido: «El presidente de la Diputación y auténtico alcalde de Almagro en la sombra, José Manuel Caballero, ha anunciado que Almagro acogerá el futuro Museo de las Órdenes Militares». Dando a entender con ello la larga mano de Caballero, que une su condición de presidente de la Diputación con la de secretario provincial del PSOE y -por lo visto- programador de otras cuestiones diversas que a todos afectan. 
Alcalde en la sombra que toma decisiones en nombre de otros y por otros, y con responsabilidades limitadas, al ser el suyo un cargo de elección indirecta; esto es, disfrutando un desempeño y un cargo no adoptado ni elegido por los ciudadanos de forma directa en los procesos electorales. Alcalde de alcaldes, como se proclaman, se reflejan y se prefieren los presidentes de las Diputaciones obrantes que sobreviven al estado autonómico, que ha deglutido y borrado aquellas corporaciones de autonomía uniprovincial. Alcalde en la sombra, pensaba al retomar y ratificar -en su nombre y en nombre de la cúpula de la organización que preside y dirige- la nominación de Pilar Zamora a la Alcaldía de Ciudad Real -sin primarias celebradas, como establece el reglamento de estas en las citas electorales, que bien merece otro comentario sosegado y pospuesto-; dando por hecho descontado que Pilar Zamora es alcaldesa en 2022, aún no siendo titular de la Alcaldía desde 2021 -La Tribuna, página 7 del 19 de septiembre-. 
Para dar cuenta a continuación -en función de portavoz visible y notable- del estado del Plan Modernizador Ciudad Real 2025, en la página siguiente del mismo día 19 de septiembre. Haciendo bueno con ello lo proclamado -o al menos, lo así titulado y lo así leído- el 14 de diciembre de 2017 en el mismo periódico La Tribuna. «Junta, Diputación y Ayuntamiento diseñarán la Ciudad Real del año 2025». Dejando ver los titulares de ese 2017 -con Pilar Zamora de alcaldesa, ahora sí, o mejor, entonces sí- que las decisiones formales, estructurales y políticas de la ciudad, no se toman ni se producen en la plaza Mayor, sede de la Corporación municipal. Más bien se adoptan, se producen y modelan en el palacio de Fuensalida -sede de la Presidencia regional- y en Toledo, 17 -sede de la Diputación Provincial- en esa suerte de gobierno local tripartito por alcaldes no electos. O por alcaldes en la sombra.