El origen del Himno

Diego Farto
-

Nacida en Granada, Bárbara Arredondo es profesora de Canto del Conservatorio Profesional Marcos Redondo y acaba de publicar el libro 'Entre pitos y flautas: El músico Manuel de Espinosa y su legado (1730-1810). Historia de la marcha real española'.

El origen del Himno - Foto: Tomás Fernández de Moya

¿Cómo descubrió la figura de Manuel de Espinosa?
Fue cuando estaba haciendo la investigación de la tesina de Musicología, fue por casualidad mientras trabajaba sobre los temas de las bandas de música a través de la historia. Encontré un libro donde estaban escritas varias marchas militares y dentro de ellas estaba la que ahora es la Marcha Real. 
¿El origen de la Marcha Real es anterior a lo que comúnmente se piensa?
En el libro de 1771 que recopiló Manuel de Espinosa aparece la primera versión institucional de la Marcha Granadera, todavía no era Marcha de Honor Española, pero esta obra lo que recoge es su institucionalización, pero ya existía previamente. Se sabe, y lo cuento en el libro, que utilizó temas de una etapa anterior para realizar esta marcha. 
Manuel de Espinosa pasó por una etapa de músico religioso, luego músico militar, ¿cómo fue su trayectoria profesional?
Pasa por las diferentes salidas profesionales que tenía un músico entonces. Son más que ahora. Entonces las grandes catedrales y las grandes iglesias tenían equipos musicales de instrumentistas y cantores. Espinosa fue ministril de la catedral de Sevilla, tocaba el oboe, la flauta... Después, ingresa por oposición en los cuerpos reales de la infantería de palacio, en la guardia personal del rey. Entra a formar parte de su banda de música. A los dos o tres años empezamos a encontrar indicios de la importancia que adquirió dentro de esa banda, puesto que estuvo en todas las reformas musicales que se hicieron en ese momento. A los seis años, una etapa muy corta en la vida de un músico, otra vez por oposición, vuelve a subir de escala y pasa a ser miembro de las reales capillas y vuelve ser músico de una corporación religiosa, solo que esta vez está en la formación religioso-musical que tenía el Rey a su servicio.
¿Cómo era la música que se hacía en España a finales del siglo XVIII?
Es una época en la que se dieron muchos cambios a nivel social, político y artístico. Carlos III empieza una serie de reformas en el ejército que introducen cambios en la música militar; se incorporan unidades de soldados extranjeros contratados, muchos en regimientos suizos para los que el instrumento estrella era el pífano y el ejército español adopta este instrumento. En el siglo XVIII los instrumentos eran el pífano y el tambor y las primeras marchas militares estaban escritas para esos instrumentos. Espinosa lo que hizo fue juntar esas marchas e identificar los toques militares que manejaban esas unidades. Ese libro que él compone es para dos pífanos y tambor. 
¿Cómo llegó a ser el himno?
La Marcha Granadera llego a ser una marcha de honor, pero hasta mediados del siglo XIX, cuando se casa Isabel II, no se oficializa definitivamente. Ya lo había sido antes, en 1778, pero se quitó con la Guerra de la Independencia.