18.000 vehículos estarían afectados por Ciudad Real Central

Manuela Lillo
-

El Gobierno ha establecido la obligatoriedad de que los municipios de más de 50.000 habitantes cuenten con esta área restringida a los vehículos más contaminantes

18.000 vehículos estarían afectados por Ciudad Real Central - Foto: Tomás Fernández de Moya

La batalla contra el cambio climático ya ha empezado y España es uno de los países que no quiere quedarse con los brazos cruzados en esa guerra. Todo lo contrario. El Ejecutivo ha declarado la Emergencia Climática en España y para plantearle cara, el nuevo Gobierno de coalición PSOE-Podemos adaptó una medida que hará que ciudades como Ciudad Real tomen cartas en el asunto y se reduzca la contaminación y los efectos perniciosos que produce. 
En concreto, los municipios de más de 50.000 habitantes deberán delimitar una Zona de Bajas Emisiones. Esto ya no es una posibilidad o una aspiración, sino una obligación de la que informó la vicepresidenta de Transición Ecológica, Teresa Ribera, en la rueda de prensa del Consejo de Ministros del martes. Esa área restringida, un futuro ‘Ciudad Real Central’, afectará a 18.500 vehículos en la capital, una cuarta parte de todos los matriculados en la ciudad. Estos vehículos que se verían perjudicados en Ciudad Real son la consencuencia de trasladar a la capital manchega los criterios que ya se aplican en Barcelona, la última en incorporarse a esta medida. 
En concreto, esta obligación se centrará en definir una zona ‘saludable’ en Ciudad Real que tendrá en el punto de mira prioritario a los vehículos más antiguos, al ser de hecho los más contaminantes. Madrid fue la primera ciudad de España en diseñar esa zona restringida, el polémico ‘Madrid Central’ que acaparó posturas enfrentadas entre los propios vecinos, comerciantes y distintos partidos políticos. Barcelona ha sido la última en poner en marcha esa área de bajas emisiones con unos criterios muy definidos en cuanto a los vehículos que tienen prohibido el acceso a esa zona.  
De este modo, en Ciudad Real se podrán ver afectados unos 18.500 vehículos del total de 46.814 que había contabilizados en el parque móvil de la capital en 2017 por la Dirección General de Tráfico. Los vehículos que estarán restringidos corresponden con los de mayor antigüedad y que actualmente tienen ya prohibido el paso al centro si se desplazaran por la capital catalana.
 Son vehículos de todo tipo, desde turismos a ciclomotores o motocicletas o furgonetas, tanto de gasolina como de diésel. En concreto, Barcelona estableció la prohibición de paso a esas calles para los vehículos de gasolina matriculados con anterioridad a enero del año 2000; los diésel desde el año 2006; las furgonetas desde octubre de 1994; las motocicletas y ciclomotores desde enero de 2003, mientras que pueden acceder sin problema los de movilidad reducida o los de emergencia. 
A esos más de 18.000 vehículos que estarán afectados en Ciudad Real hay que sumar los vehículos de otras poblaciones cercanas que diariamente se desplazan a la capital por razones laborales y que acceden al núcleo central. La previsión inicial es que esta medida esté vigente en 2023, si bien el Gobierno aún debe definir esta cuestión.