scorecardresearch

1,5 millones para eficiencia energética en sedes sindicales

Ana Pobes
-

El Estado destina fondos europeos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia a impulsar el ahorro energético en los edificios sindicales de Puertollano y Valdepeñas con obras como la sustitución del sistema de climatización

1,5 millones para eficiencia energética en sedes sindicales

El Gobierno de España invertirá 1,5 millones de euros en mejorar la eficiencia energética de las sedes sindicales de Puertollano y Valdepeñas. De los 4.300 millones que el Ejecutivo de Pedro Sánchez destinará a modernizar y digitalizar la Administración Pública, se gastarán 100 millones de euros, a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia -financiado por la Unión Europea-Next Generation, en acometer a nivel nacional la rehabilitación energética en 42 edificios del patrimonio sindical. En Castilla-La Mancha solo se reformarán este año los edificios sindicales de Puertollano y Valdepeñas, ya que el próximo año será el turno de la sede sindical de Ciudad Real.

Las obras consistirán en la sustitución de sistemas de climatización del edificio en cuestión, del sistema de ventilación y renovación del aire, la sustitución de luminarias fluorescentes e incandescentes existentes por placas de LED y la sustitución del cien por cien de las carpinterías de la fachada. De tal forma, que el Ejecutivo nacional dedicará a la redacción del proyecto básico y de ejecución un presupuesto estimado de 963.342 euros para el de Puertollano y 618.115 euros para el de Valdepeñas, como así se recoge en el Portal de Contratación.  

Desde Comisiones Obreras, en palabras de su secretaria de Organización, Esther Serrano, muestran su satisfacción por el hecho de que el Estado dedique parte de estos fondos europeos a impulsar el ahorro y la eficiencia energética en estos edificios en los que muchos «no reúnen las condiciones de habitalidad debido a la falta de dotación presupuestaria». Serrano, en declaraciones a La Tribuna,  insiste que el objetivo es «construir un futuro más sostenible» y señala que desde el sindicato se lleva tiempo reclamando al Gobierno de España una rehabilitación integral en algunos de los edificios que conforman el patrimonio sindical. Unas obras, continúa diciendo, que además de promover el ahorro y la eficiencia energética fomentarán la utilización de energías de origen renovable en los edificios e infraestructuras impulsando así la movilidad sostenible.      

Los fondos europeos posibilitarán la adecuación a nivel nacional de 42 inmuebles, en los que en 35 está presente Comisiones Obreras.  De esos 35, puntualiza Serrano, en 34 el sindicato comparte edificio junto con otras organizaciones sindicales y empresariales. Así, por ejemplo, en el caso de Puertollano, el inmueble, ubicado en la calle Juan Bravo, no solo es la sede de CCOO sino también de UGT y de  la Federación de Empresarios de la comarca de Puertollano (Fepu). «En muchos de ellos desarrollamos nuestra actividad sin las condiciones de habitabilidad necesarias. La gente ve el edificio por fuera y parece que está abandonado, y eso no ayuda. La mayoría son muy antiguos y de vez en cuando necesitan algunas mejoras para poder desarrollar nuestra actividad», argumenta.  

El pasado mes de noviembre, se aprobó en Consejo de Ministros  fijar los límites para adquirir compromisos de gasto en la partida 'Transición energética. Mecanismo de Recuperación y Resiliencia' para los años 2022 y 2023. De tal forma que para este año, el Gobierno dio luz verde a una partida de 9.492.000 euros y para 2023 de 88.740.000. Ambos proyectos, tanto el de Puertollano como el de Valdepeñas, tienen un plazo de ejecución de algo más de dos meses, por lo que se prevé que las obras comiencen en los próximos meses tras la aprobación del pliego de prescripciones técnicas para la contratación de los servicios de redacción de los proyectos básicos y de ejecución. «Una vez que se han dado estos pasos entiendo que el proyecto vaya rodado y antes de que finalice el año las obras ya estén totalmente terminadas», señala la secretaria de Organización de Comisiones Obreras.

  En torno a medio millar de inmuebles de este patrimonio pertenecen al Estado, aunque su uso está cedido a organizaciones sindicales y empresariales para el desarrollo de sus actividades. Se trata de edificios, locales y solares que pertenecían a organizaciones sindicales democráticas y que tras la Guerra Civil fueron incautados.