El IEM gana enteros con el profesor Barreda

Pilar Muñoz
-

Page destaca la talla intelectual y el compromiso del expresidente, cualidades que no es habitual ni frecuente encontrar en una misma persona

El IEM gana enteros con el profesor Barreda - Foto: Tomás Fernández de Moya

El profesor y expresidente de Castilla-La Mancha José María Barreda Fontes ha entrado en el Instituto de Estudios Manchegos vinculado al  Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de la mano de un antepasado de su extensa familia y también protagonista de la historia de España.
Barreda, glosando la figura y trayectoria política de Diego Medrano y Treviño, en más de un pasaje parecía que hablara de la suya en el solemne acto celebrado ayer en el salón de plenos del Palacio Provincial bajo la presidencia del  jefe del Ejecutivo de Castilla-La Mancha, Emiliano García- Page; el presidente de la Diputación Provincial, José Manuel Caballero; la alcaldesa, Pilar Zamora; y el director del Instituto de Estudios Manchegos; Alfonso Caballero Klink.
Diego Medrano y Treviño (Ciudad Real, 1784 -1853) vivió a caballo entre dos siglos, entre el absolutismo español, que padeció, y el liberalismo moderado que abrazó. «Nació súbdito y murió ciudadano», subrayó el doctor en Geografía e Historia. Barreda pronunció un discurso brillante de ingreso en el Instituto de Estudios Manchegos con guiños a su antepasado y evidenciando su talla intelectual y compromiso social, como remarcó el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García Page, quien  resaltó la erudición y trayectoria política, cualidades que no es habitual ni frecuente encontrar en una misma persona.
El IEM gana enteros con el profesor BarredaEl IEM gana enteros con el profesor Barreda - Foto: Tomás Fernández de MoyaDel compromiso de Barreda, de su interés y dedicación a su tierra y sus gentes habló en su laudatio el profesor Manuel Espadas Burgos, quien destacó  que en política «lo fue todo y lo dio todo» tras repasar su vasto currículum académico y recordar su actividad comprometida en sus años universitarios en los que ya dio muestras de sus ideales y defensa de la democracia.
Espadas Burgos, que apadrinó a José María Barreda junto al profesor Francisco Alía, destacó su implicación en la puesta en marcha de la Universidad de Castilla-La Mancha sin romper nunca el cordón umbilical con esta institución.
Para Barreda, era «una injusticia» que jóvenes sin recursos no pudieran cursar estudios universitarios. De ahí su tesón para que Castilla-La Mancha contara con una universidad accesible a todos los jóvenes. Precisamente, la alcaldesa, Pilar Zamora, reconoció que gracias a la UCLM pudo cursar una carrera y que está en política por  su ejemplo de dedicación y compromiso social. Valores heredados y transmitidos.
Barreda recordó la figura de Diego Medrano y Treviño, militar, procurador del Reino, secretario de Estado e impulsor de las Cajas de Ahorros en España, que también abrió la escuela de Minas y ordenó destruir archivos que señalaban y condenaban. También se refirió al cainismo, que pese al Abrazo de Vergara seguía existiendo en los pueblos y que no ha desaparecido. Barreda impartió una lección de historia en la que puso de relieve que la erudición no está reñida  con lo ameno.
El presidente de Castilla-La Mancha cerró el acto destacando la labor del IEM en la protección y conservación de la cultura y la ciencia.
El director del IEM recordó a los políticos que la institución tiene un amplio abanico de posibilidades que ofrecer  tras vindicar el derecho a la cultura como valor fundamental para «una sociedad mas justa».