scorecardresearch

La pandemia provocó más de 62.000 bajas laborales

R. Ch.
-

La sexta ola dejó en enero casi tantas bajas como las acumulados por todas las causas en todo 2019

La pandemia provocó más de 62.000 bajas laborales - Foto: Rueda Villaverde

El impacto del coronavirus empezó golpeando al sistema sanitario, pero fue más allá. En los dos años de pandemia que sufre la provincia, el mercado laboral también ha sufrido el COVID-19 en forma de expedientes de regulación de empleo y también de bajas laborales. Hasta 62.292 acumula Ciudad Real desde el inicio de la crisis sanitaria, allá por el mes de marzo de 2020 y hasta este pasado mes de enero, el último dato actualizado por la Seguridad Social. En 2020 se sumaron 26.372; en 2021, otras 22.819; y solo en enero de 2022, en plena escalada de contagios de la variante Ómicron, 13.101 más. En un año 'normal', de los de antes del coronavirus, en 2019 por ejemplo, en todo el año, todas las bajas por contingencias comunes acumuladas en la estadística de la Seguridad Social no superaron las 20.000.

En las cifras que maneja el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones se recoge también la duración media de las bajas. Ahora, metidos en la nueva fase de la pandemia, en un escenario de gestión en la que solo se seguirán los casos graves y los entornos vulnerables y en la que ya no se darán bajas laborales por infección, salvo en casos excepcionales, el tiempo en el que el trabajador ha estado alejado de su empleo se ha ido reduciendo según avanzaba la pandemia y también según avanzaba la inmunización de la población. Si en 2020 la Seguridad Social apuntaba a que cada baja suponía, de media, unos 18 días, al acabar 2021 se contrajo hasta poco más de 10 días y ya en 2022 ese dato apenas llegaba ya a las ocho jornadas de baja.

La nueva estrategia frente al COVID-19 tras la fase aguda de la pandemia recomienda «extremar las precauciones y reducir todo lo posible las interacciones sociales, utilizando de forma constante la mascarilla y manteniendo una adecuada higiene de manos durante los 10 días posteriores al inicio de síntomas o al diagnóstico en el caso de las personas asintomáticas».