scorecardresearch

Cristina Moreno: "Desde que nací soñé con el tricornio"

Belén Monge Ranz
-

La teniente coronel Cristina Moreno ha jurado este lunes su cargo como jefe del mando de la Comandancia de la Guardia Civil de Guadalajara con retos como trasladar la oficina de denuncias a Cabanillas y más pilotos de drones

Cristina Moreno: "Desde que nací soñé con el tricornio"

La teniente coronel Cristina Moreno ha jurado hoy su cargo como jefe del mando de la Comandancia de la Guardia Civil de Guadalajara, convirtiéndose en la segunda mujer que está al frente de una Jefatura y la primera en en asumir el mando en Guadalajara. Ha sido en el Patio de Armas de la Benemérita. Una toma de posesión que ha contado con la presencia, entre otros, del ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, además de familiares y amigos de agente. "Juro cumplir firmemente las obligaciones del cargo del mando de la Comandancia de la Guardia Civil de Guadalajara con lealtad al Rey, y guardar y hacer guardar la Constitución como norma fundamental del Estado", ha manifestado. 

Un solemne y emotivo acto institucional en el que la jefe de la Comandancia ha realizado un paso pormenorizado por su trayectoria hasta la actualidad y en el que ha mostrado su firme agradecimiento a la familia, y muy especialmente a su hijos, por apoyarla en este camino. "Mis hijos, la generosidad de dos adolescentes de 14 y 16 años decidieron hace meses que su madre se pusiera en la lista de prioridades a costa de cambiar completamente las suyas han hecho que hoy yo esté aquí", ha dicho visiblemente emocionada, reconociendo que ha sido una oportunidad que no podía dejar escapar aunque "el precio ha sido un poco duro".  "Las mujeres podemos tenerlo todo, pero no al mismo tiempo", ha asentido.  

Para Moreno, esta nueva etapa profesional es una de las mayores satisfacciones. "Desde que nací soñe con el tricornio", ha dicho recordando como la miraba su padre cuando supo que quería ser Guardia Civil y lo difícil que aún era para las mujeres hasta que, por fin, un 1 de septiembre de 1993, con 19 años, ingresó en la Academia Militar de Zaragoza con el número 30 de su promoción, la última plaza ofertada para el Cuerpo. "Les aseguro que nunca antes fue alguien tan feliz de ser el último en algo", ha subrayado trar reconocer que en estos años también hubo momentos de soledad y episodios de "rechazo e incomprensión". "En un grupo, lo distinto a la mayoría se rechaza", ha lamentado. Cinco años más tarde se convertía en teniente de la Guardia Civil. 

Cristina Moreno: Cristina Moreno: "Desde que nací soñé con el tricornio"

Ha repasado los "honores y privilegios" de su carrera y ha puesto el acento en que se ha visto sometida, por ejemplo, a una "exigencia física igual que los varones" en pruebas que la colocaron en la mitad de la tabla de su promoción "pese a unos buenos resultados". "Pero antes la igualdad era eso, tratarnos a todos por igual". 

Tras 28 años, 23 de ellos en activo, asegura haber servido a toda España "con honor, orgullo y felicidad" desde sus múltiples destinos, desde La Coruña hasta Guadalajara pasando por Valdemoro.

Una exposición desde el Patio de Armas de la Comandancia en la que la jefe de la Comandancia ha enumerado algunos de los retos que asume en su nuevo puesto. Entre ellos, la reapertura del cuartel de Cabanillas del Campo 94 años después de su cierre, apertura que vendrá aparejada del traslado de la Oficina de Recepción de denuncias desde la capital provincial, "un pequeño gran paso".

Moreno ha hecho una firme defensa de la presencia de al Benemérita en la España vaciada, como agente vertebrador, al igual que sobre el papel de la mujer, tanto en el cuerpo como en la sociedad. "Las mujeres podemos tenerlo todo, pero no al mismo tiempo".

Pero también se marca otros objetivos. Quiere más medios para el departamenteo de delitos telemáticos teniendo en cuenta el incremento de los mismos que se ha producido y mejorar la formación de agentes piloto de drones.

"Asumo el mando de esta gran provincia, cinco comarcas, 12.000 kilómetros cuadrados, 288 municipios y un 66% de la población residiendo en demarcación de Guardia Civil", ha apuntado.

Y no ha querido olvidarse de sus padres en esta andadura. "Gracias papá por regalarme esta vocación, esta forma de vida que es ser Guardia Civil, y gracias mamá por habernos educado en la igualdad de oportunidades", ha concluido Moreno con voz firme y muy emocionada.