scorecardresearch

Ni los penaltis salvan al Socuéllamos

Alemoy
-

El conjunto entrenado por Sergio Campos cosecha la primera derrota de la temporada al perder con el Navalcarnero (0-1) en un choque donde falló dos penas máximas y Toboso fue expulsado

Pepe Delgado intenta un pase. - Foto: Rocío Hellín

Ni de penalti. Así se puede resumir el partido disputado por el Yugo UD Socuéllamos, que volvió a demostrar en el Paquito Giménez su poca capacidad de gol, ante un rival que fue superior tanto física como posicionalmente sobre el terreno de juego. Los de Sergio Campos, que acentúan su escasa capacidad de cara a la portería contraria, con un gol a favor en cuatro partidos disputados, dispusieron de dos penas máximas que, a buen seguro, de haber acertado de cara a portería, habrían cambiado el signo de un partido en el que los madrileños supieron jugar a favor de las circunstancias, sobre todo después de la expulsión de Toboso, que dejó a su equipo con diez cuando quedaba prácticamente toda la segunda parte por jugarse.

De inicio, la mayor novedad en los locales fue la entrada de Siu como pareja de central junto a Toboso, con un sistema en el que David Agudo era la referencia en ataque, junto a Pepe Delgado, que volvía a actuar como segundo delantero. Enfrente, un Navalcarnero que, al igual que los blanquiazules, buscaba resarcirse de la derrota en casa frente al Diocesano, y que se mostró como un equipo más rápido, más físico y bien plantado sobre el terreno de juego, con dos ex socuellaminos como Luis Lara y Hugo Esteban, que fueron protagonistas por la jugada del gol que, al final, dio los tres puntos a los rojiblancos. En el minuto 36, jugada por la derecha de Luis Lara, con centro al área, y Hugo Esteban, anticipándose a la defensa local, fusila a Diego Nieves para adelantar a los visitantes. Como ya había anticipado, el jugador valenciano no celebró el tanto.

Antes, poco que rascar en cuanto a ocasiones de gol y jugadas de peligro. Los locales adolecen de gol, y volvió a quedar patente sobre el césped del Paquito Giménez. Mucha voluntad, iniciativa con el balón para llegar al área, pero a los de Sergio Campos se le 'funden los plomos' cuando miran la portería del rival. Sin ocasiones destacadas de cara a gol, los partidos se le vuelven cuesta arriba a los blanquiazules. Y eso que lo intentan de todas las maneras posibles, pero un gol en cuatro partidos es un bagaje escaso.

David Agudo intenta llevarse un balón.David Agudo intenta llevarse un balón. - Foto: Rocío Hellín

Los visitantes, bien plantados en campo, con más intensidad a la hora de meter el pie, anticipándose en balones divididos y con más chispa que los locales, les era suficiente para mantener la ventaja, conformándose con el 0-1.

Todo pudo cambiar en el inicio del segundo periodo. A los pocos minutos de la reanudación, unas manos en el área madrileña era sancionada como penalti, pero el lanzamiento de Godoy, al que Pepe Delgado cedió la responsabilidad, fue adivinado por Sergio Valero. Y como los males nunca vienen solos, un minuto después, un agarrón de Toboso, al borde del área, fue castigado con falta y la segunda amarilla para el central blanquiazul.

Tocaba remar contracorriente y el Yugo UDS, con más corazón que cabeza, intentó nivelar el encuentro a pesar de jugar con uno menos. Sergio Campos quemó naves con la entrada de Antonio, Heranz, y Yalike, y minutos más tarde con Palomino y Bayo; pero el Navalcarnero no se inmutó y siguió manejando el balón a su antojo en el centro del campo. La desesperación local se desató en los minutos finales, lo que provocó más espacios en ataque para los madrileños, que tuvieron hasta tres claras ocasiones para finiquitar el partido. Las intervenciones de Diego Nieves propiciaron que los locales llegaran con vida a los minutos finales; y de nuevo los locales vieron la luz cuando una caída en el área visitante de Antonio fue penalizada de nuevo por el árbitro como penalti.

El turno fue para Javi Heranz, pero su mal lanzamiento, alto por encima del larguero del meta visitante, no hizo sino enterrar todas las opciones locales de salvar, al menos, un punto.

Mal partido de los socuellaminos y primera derrota de la temporada de un equipo que adolece de falta de gol y, lo que es más preocupante, que no generó acciones claras de peligro frente a un rival que supo jugar y adaptarse al Paquito Giménez' y que endosa la primera derrota del curso en casa a un Yugo UD Socuéllamos al que le está costando este arranque de temporada.

 

FICHA TÉCNICA.

VINOS YUGO UD SOCUÉLLAMOS: Diego Nieves, Carlos Martínez, Xavi Pons (Antonio, min. 56), David Agudo (Bayo, min. 73), Godoy (Palomino, min. 64), Asier Barahona (Javi Heranz, min. 56), Yimi (Yalike, min. 56), Pepe Delgado, Alcázar, Toboso y Siu.
CDA NAVALCARNERO: Sergio Valero, Jesús Ocaña, David Uña, Martín (David Rodríguez, min. 62), Luis Lara, Asier Parra (Alex Gil, min. 22), Miki Muñoz, Hugo Esteban (Brayan Megía, min. 87), Alex García, Ian y Víctor Calarge (Guille, min. 87).
ÁRBITRO: Gargantilla Fernández, del Colegio Extremeño; auxiliado en las bandas por Scapachini Román y Gascón Méndez. Mostró cartulinas amarillas a los jugadores locales Javi Heranz (min. 76) y Pepe Delgado (min. 78); y a los visitantes, Asier Parra (min. 20), David Uña (min. 50), Hugo Esteban (min. 70), Alex Gil (min. 84), Ian (min. 86), y Víctor Calarge (min. 88). Expulsó por doble cartulina al local Toboso (min. 44 y 52).
GOL: 0-1, min. 36: Hugo Esteban.
INCIDENCIAS: Paquito Giménez. 900 espectadores. En el minuto 22, el jugador visitante Asier Parra tuvo que ser sustituido tras sufrir un fuerte golpe en la mano, siendo trasladado a un centro médico.