scorecardresearch

El centro soporta la mayor subida de alquileres desde 2017

R. Ch.
-

Ciudad Real fue la séptima provincia de España donde más se incrementó la renta para los inquilinos durante el año de la pandemia. Ahora el IPC la aumentará en 26 euros al mes

El centro soporta la mayor subida de alquileres desde 2017 - Foto: Rueda Villaverde

El dato del IPC adelantado del 7,4% en España tendrá ya una consecuencia: el encarecimiento del recibo del alquiler para las más de 17.000 personas que viven de esta forma en la provincia. Esas son las previsiones que lanza el portal inmobiliario Idealista, que indica que a los inquilinos a los que les toque la revisión anual de su contrato de arrendamiento en febrero verán aumentar su alquiler mensual en unos 51 euros de media durante el próximo año en España, una cifra que en la provincia de Ciudad Real estiman en la mitad: en 26 euros al mes.

El aumento de la inflación afecta directamente a los contratos de arrendamiento de viviendas vinculados al IPC, indica este estudio que diferencia entre lo que tendrán que rascarse el bolsillo los ciudadanos que vivan de alquiler en San Sebastián y Barcelona, donde más se va a notar el incremento de la inflación en los contratos de arrendamiento, con una subida de 63 euros más al mes, y los de Ciudad Real, Cuenca y Ávila, que sufrirán subidas de 26, 27 y 28 euros más al mes, respectivamente.

Una provincia, la de Ciudad Real que se situó en 2020, el año de la irrupción del coronavirus, entre las que más encareció el valor de los alquileres, según la estadística experimental que elabora el INE y que mide la evolución del valor de los alquileres de viviendas unifamiliares y colectivas. Entre las primeras, Ciudad Real experimentó un alza de los precios que la situó como la séptima más inflacionista en el recibo del alquiler. Los precios subieron el 1,5 por ciento. En la región, solo los alquilados toledanos vieron subir más su cuota mensual.

El INE también permite localizar, en el caso de la capital, la zona donde más ha crecido el precio de los inmuebles en alquiler. Desde 2017, esa condición corresponde con la zona centro y el sur de Ciudad Real. Desde la plaza Mayor hasta el entorno de la zona del hospital, el distrito 1. En el periodo que va de 2017 a 2020, fecha en la que cierra su análisis el instituto estadístico con el impacto de la pandemia del coronavirus, este distrito acumula un incremento del 6,6 por ciento en el valor de los precios de los alquileres, mientras que, por ejemplo, la renta ha crecido menos de la mitad en el este de la capital.

El INE también señala en su estadística que en el último año en estudio, el de 2020, aumentaron más los precios de las viviendas unifamiliares que las de vivienda colectiva, más demandadas las primeras que las segundas, y que las de mayor tamaño, las que superan los 150 metros cuadrados de superficie, fueron las que más se encarecieron, el 1,7 por ciento, mientras que las de un tamaño que iba de los 120 a los 150 metros cuadrados incrementaron su valor en el mercado del alquiler el 0,5 por ciento.