Afammer pide un Pacto de Estado contra la despoblación

La Tribuna
-

Quintanilla expone que esta medida es necesaria para fomentar la inclusión laboral de la mujer rural y evitar su emigración a las ciudades

Afammer pide un Pacto de Estado contra la despoblación

La Asociación de Familias y Mujeres del Medio Rural (Afammer), en el marco de las actividades convocadas por el pasado el Día de la Mujer Rural, ha celebrado en Malagón la jornada denominada ‘Las mujeres Rurales, impulsando su futuro’.
Un encuentro destinado a fomentar el intercambio de experiencias y relaciones de estas protagonistas en el ámbito de la inserción laboral, el emprendimiento y la violencia de género donde la presidenta nacional de Afammer, Carmen Quintanilla, ha reivindicado que «hablar de despoblación es hablar de mujer rural», por lo que solicita la puesta en marcha de un plan de estado contra la despoblación con medidas que impulsen y apoyen su inserción laboral y el emprendimiento. Algo que considera justificado porque «son ellas las que sufren en mayor medida el desempleo, tiene peor acceso a la tierra y su trabajo sigue invisibilizado en algunos sectores como la agricultura y la ganadería».
De esta forma, ha remarcado que avanzarían en su propósito de acabar «con la situación de ciudadanas que, pese a estar cada vez mejor formadas, se ven obligadas a abandonar sus pueblos en busca de las oportunidades que su entorno les niega».

 

En esta línea se ha pronunciado también el presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, que ha aprovechado su presencia en el evento para recalcar que su partido participará en el desarrollo de una Ley de Oportunidades para el Mundo Rural. No obstante, ha incidido en que «sin la participación de las mujeres del ámbito rural, el texto legislativo carecería de validez», por lo que ha solicitado a Afammer que traslade sus aportaciones y opiniones «con el fin de enriquecer esta ley de una vital importancia para la región».
Frente a esto, Núñez ha puesto de relevancia el papel de Quintanilla, que además es su compañera de partido, como presidenta de la asociación, a la que ha reconocido su labor a la hora de «ofrecer a este colectivo las oportunidades y el protagonismo» que, a su parecer, necesitan para reivindicar su lugar en la sociedad castellanomanchega.
Tanto Núñez como Quintanilla han contado con la compañía del alcalde de Malagón, Adrián Fernández, el responsable de la obra social La Caixa, César Jimeno, y la presidenta local de Afammer, Paqui Fernández.