El aplazamiento de los Juegos, una decisión compartida

Eduardo Gómez
-

Los deportistas de la provincia secundan la decisión de aplazar los Juegos Olímpicos y Paralímpicos por la pandemia del coronavirus

Fran Lara, en la final de los Juegos Paralímpicos de Río ante Estados Unidos. - Foto: LT

Representantes del deporte provincial acogieron ayer con comprensión y resignación la noticia del aplazamiento de los Juegos Olímpicos de Tokio, una cita que llevaban preparando mucho tiempo y que centraba todas sus miradas desde hace muchos meses. 
El paralímpico Fran Lara, capitán de la selección española de baloncesto en silla de ruedas, tenía asegurada su presencia en Tokio tras el subcampeonato europeo logrado en septiembre. En Tokio España defendía la medalla de plata conquistada en Río y Fran Lara, que en agosto cumplirá 31 años, considera que esta medida «es una pena, pero aunque me duela sé y entiendo que es la mejor decisión», analizó.
El karateca bolañego Matías Gómez estaba buscando su clasificación para Tokio en las pruebas de la Premier League, ahora canceladas, y en el Campeonato de Europa de Bakú (Azerbaiyán), también suspendido. Para Matías Gómez, «es la decisión más lógica y sensata. La gente ya clasificada está entrenándose por debajo de sus posibilidades y los que no habían podido clasificarse han visto cómo todos los campeonatos y preolímpicos se han suspendido, las ligas no se celebran... A mí me afecta, pero lo veo motivante para seguir dando caña y planificarme mejor el objetivo, que será estar en el Preolímpico e intentar la clasificación ahí».
En atletismo eran varias las bazas ciudadrealeñas de estar en Tokio. La velocista solanera Paula Sevilla, campeona de España de 100 y 200 metros libres, ya comentaba el lunes que aplazar los Juegos «es lo más justo. No todo el mundo se está entrenando en igualdad de condiciones, pero es que la salud es lo primero y no puedes arriesgarte a que haya un contagio masivo».
La también internacional Sonia Molina comparte esa idea. «Es lo más justo. Además del riesgo sanitario, es que es imposible entrenarse en condiciones, las pruebas para clasificarse y lograr mínimas están suspendidas… No creo que sea ahora el momento de pensar en unos Juegos».
El entrenador solanero Antonio Serrano, que tenía opción de acudir a Tokio con seis de sus atletas, y que iba a vivir sus novenos Juegos Olímpicos, considera que es una noticia «esperada deportivamente y que aliviará a los deportistas. Ahora mismo la prioridad es que pase esta pesadilla, pues es una pandemia mundial y y costará controlarla».
Juan Antonio ‘Chiki’ Pérez, que estuvo cerca de lograr la mínima en maratón y que ahora tenía previsto intentarlo en los 10.000 metros, explica que el aplazamiento «ha sido lo más adecuado, más vale prevenir que curar. Hay muchos países afectados donde los deportistas no pueden entrenar y no hay competiciones, así que tampoco se pueden clasificar ni competir. No se puede asegurar que para el verano todo vaya a estar bien y los deportistas correrían peligro. Lo primero es la salud, sin salud no somos nada», explicó el carrionero.
Marisa Villa conoció el 6 de marzo que había sido designada como instructora de la FIFA para los que iban a ser sus quintos Juegos. Tras enviar toda la documentación para acreditarse, piensa que este aplazamiento «deportivamente es una decisión justa para que todos los atletas puedan competir en igualdad, pero realmente nada ahora tiene importancia más allá de la salud. Ésa debe ser nuestra preocupación».