Los pueblos de la provincia bajan la deuda en 2,4 millones

M. E.
-

Según los datos del Ministerio de Hacienda, los consistorios ciudadrealeños acumulan una deuda con los bancos de 158.142.000 euros al cierre de 2019

Parte de la fachada del Ayuntamiento de Ciudad Real. - Foto: Tomás Fernández de Moya

Los ayuntamientos de la provincia de Ciudad Real han reducido la deuda viva en 2019 con respecto al ejercicio 2018. Lo han hecho ligeramente, en concreto en 2,4 millones de euros.
Los consistorios de la provincia tienen deuda viva de 158.142.000 euros, según los datos que ha hecho públicos el Ministerio de Hacienda referentes al ejercicio 2019. Es una cifra superior a la que arrastran las provincias de Albacete (144,8 millones), Toledo (139,9), Cuenca (83,7) y Guadalajara (53,4), y que en la comparativa estatal le sitúan en el puesto 29 en el ranking de las  provincias españolas, en una tabla encabezado por Madrid (4.032 millones de euros), Barcelona (2.084), Cádiz (2.018) y Valencia (1.045), mientras que en el lado opuesto estarían Teruel y Zamora, ambas con 20 millones. El total de la deuda española al cierre del ejercicio 2019 es de 18.970 millones de euros.
La deuda viva es la totalidad de la deuda pendiente de pagar que tiene un ayuntamiento generada por préstamos a largo plazo con entidades financieras, incluido el capital pendiente de amortizar más los intereses.
Dentro de la provincia, el ayuntamiento que más deuda viva arrastra sigue siendo el de Puertollano, con casi 52,6 millones de euros; una cifra muy superior a la de otras localidades de referencia como Valdepeñas (12,9), Manzanares (11), Daimiel (10,1), Ciudad Real (9,5 millones), Almadén (8,7), Alcázar de San Juan (7,8) o La Solana (6), como consistorios más representativos, según Hacienda.
El ayuntamiento de la ciudad industrial, que ya redujo no obstante su deuda en más de nueve millones en 2018, y ha vuelto a recortarla en casi dos millones, aunque sigue estando a la cabeza de la región como tercera localidad que más debe a los bancos, sólo por detrás de las capitales de provincia Albacete (60 millones) y Cuenca (57,9), y por delante de Talavera de la Reina (35,4), Guadalajara (22,9), Ciudad Real (9,5) y Toledo (9,3).
El dato de Puertollano es más llamativo si cabe en términos proporcionales con respecto a su población. Lo que debería esta localidad por habitante se situaría en más de mil euros (1.097), el promedio más alto de Castilla-La Mancha y muy superior al que arrojaría las dos ciudades más grandes de España, Madrid (304 euros por habitante) y Barcelona (477,6 euros).
deuda cero. Un caso muy diferente es el de hasta 42 ayuntamientos de la provincia, generalmente de pequeñas localidades, que no tuvieron que acudir a las entidades financieras a solicitar préstamos durante el pasado año, manteniendo su deuda viva a cero. Es el caso, por ejemplo, de Alcolea de Calatrava, Aldea del Rey, Almodóvar del Campo, Brazatortas, Chillón, Fernán Caballero, Horcajo de los Montes, Membrilla, Picón, Puerto Lápice, Viso del Marqués o Villanueva de los Infantes. Pero entre ellos también figura el Ayuntamiento de Tomelloso, un municipio de gran entidad, con más de 36.000 habitantes, que sin embargo mantiene un ‘cero’ en sus obligaciones a largo plazo con los bancos.
 

 

CIUDAD REAL, LA SEGUNDA CIUDAD DE LA REGIÓN CON MENOR DEUDA POR HABITANTE

Con una deuda de 9.510.000 euros, Ciudad Real se sitúa como la segunda ciudad de Castilla-La Mancha menos endeudada en 2019 en euros por habitante, con 127,7 euros. Una cifra que sólo mejora Toledo (109,8) y que mejora a las del resto de ciudades más representativas de la región, como Puertollano (1.097), Cuenca (1.060), Talavera de la Reina (424,6), Albacete (346,1) y Guadalajara (267,3).  
Unos datos que pone se ponen en valor desde la Agrupación Local del PSOE, destacando en un comunicado que «la situación económica del Ayuntamiento de Ciudad Real tras cinco años de gobierno presididos por Pilar Zamora es una de las mejores de Castilla-La Mancha. La eficaz gestión económica del ayuntamiento desde 2015 que ha posibilitado superávit, año tras año, en cada cierre de ejercicio, permite esta reducción de la deuda municipal».
Según subraya el PSOE, este bajo nivel de deuda permitirá abordar todos los aspectos de recuperación tras el paso de la pandemia COVID-19 con una mayor disponibilidad de fondos.
Así, las inversiones en ayudas individualizadas, las aportaciones a entidades sociales y las destinadas a disminuir la brecha digital se podrán atender sin problemas presupuestarios, advierten. Además, se desarrollará el plan de obras previsto con actuaciones como la rehabilitación del Teatro Quijano, y el plan de peatonalizaciones y el de pavimentación de calles, que además de mejorar la movilidad urbana tienen un impacto importante en el empleo.
La Agrupación Local del PSOE afirma que «se puede comprobar cómo la acción económicamente rigurosa es compatible con altos grados de sensibilidad social. Esta es una característica de los gobiernos socialistas en todos los niveles de gestión».
Por todo ello, desde el PSOE de Ciudad Real muestran su «orgullo» por la gestión municipal que la alcaldesa, Pilar Zamora, y sus equipos, vienen desarrollando durante estos cinco años.